ATEÍTOS SOMOS...

Qué vienen los ateos!!! Grita la multitud enfervorecida…
Es que es muy peligroso un ateo, señores. Es una persona que no cree en Dios, así, con mayúsculas, y vive con ello como si diese lo mismo. Madre mía, qué desfachatez.
Como en España somos gente tolerante, no ponemos el grito en el cielo –que es donde hay que ponerlo en estos casos- ante la existencia de este grupo de ciudadanos. Incluso convivimos con ellos en dilatada y maravillosa armonía. Compartimos puestos de trabajo, cafeterías y hasta transporte público, si es que somos de tolerantes… ay…

Pero oye, nuestra tolerancia tiene un límite. Una cosa es aceptar que los ateos existan, y otra muy diferente es permitir que manifiesten públicamente su ateísmo… por no hablar del proselitismo.

Parece ser que ahora se ha puesto de moda una cosa que llaman el autobús ateo, que viene a ser un autobús normal y corriente, sólo que en la publicidad adosada, en lugar de “Almacenes Martínez”, lo que hay es un cartelito que pone “Probablemente dios no existe, así que disfruta de la vida”.


Y es que eso es intolerable. Es proselitismo ateo, y no puede ser. Que no, y que no, he dicho.

¿Cómo? ¿Qué en algunas ciudades hay vallas publicitarias de iglesias evangelistas con frases como “Dios te ama”? ¿Qué las procesiones de semana santa, cortando calles y avenidas, son también proselitismo, pero religioso?


Oigan señores, es que no es lo mismo… ¿Qué por qué? Pues porque una cosa es propagar la existencia de Dios, y otra muy diferente es propagar su “no existencia”.

Todo este argumento lo escuché, más o menos literalmente, de boca de una persona “altamente tolerante” que aseguraba que el autobús ateo era, madre mia de mi vida, una ofensa a los cristianos… lo que yo me pregunto es si esta persona se ha planteado alguna vez que las procesiones de semana santa son una ofensa a los ateos.

No ofende quien quiere, dice el refrán, sino quien puede. Al parecer, ofender es una capacidad exclusivamente atea (o agnóstica, si se me permite el matiz).

Mi abuela, que es muy creyente, protagonizó una vez un incidente de lo más divertido. En la puerta de su casa, dos jovencitos se sentaban a la espera del autobús. Cuando me abuela se acercó, ambos se apartaron para dejarla pasar, y a uno de ellos se le cayó la moneda que guardaba en la mano, y, mosqueado, dijo “me cago en dios”… mi abuela le arreó una guantada que se escuchó en Lima, ante el asombro del muchacho, que no supo reaccionar (si hubiese sabido, se le habría devuelto, claro). Cuando la llamé al orden me aseguró que aquel chico la había ofendido, y cuando le dije “abuela, lo mismo que tu puedes estarle ofendiendo con el enorme crucifijo que cuelga de tu pecho, y él no te arreado”, ella me contestó “eso no ofende”. Y punto pelota, señores.

Por cierto, anoche se entregaban los Goya y “Camino”, la película de Javier Fesser que retrata de forma más o menos novelada la agonía de una niña enferma nacida en el seno de una familia devota del Opus Dei, se alzó como la gran ganadora de la noche. En su discurso, Jaume Rores, director de la productora Media Pro, pronunció las siguientes palabras “Para amargarnos tenemos al Opus Dei. Los sentimientos de culpa que nos inculcan de pequeños no son fáciles de erradicar (cuando somos mayores)”.

Esta mañana una conocida emisora de radio ponía a caldo estas palabras, para, un minuto más tarde, despellejar con adjetivos igual de duros y poco favorecedores la iniciativa atea de los autobuses de marras.

Mundo este… madre mía.


HOY EN CORUÑA: Talco actúa en la Casa das Atochas, a las 21:00. Podeis saber más pinchando AQUÍ.


SUENA EN MI I-POD:Jesucristo García”, un tema magnífico para ilustrar este post. Es de los siempre diferentes Extremoduro, un clásico entre clásicos.

46 comentarios:

Cruela dijo...

Soy atea de padres ateos... nunca di una clase de religión, ni hice comunión, ni me casé... mi hija no está bautizada, pago una fortuna de colegio, escogí un colegio donde no la daban clases de religión por no haber otras opciones....
No me gusta las religiones, ninguna, creo que se tiene que quedar en casa de cada uno. no debería de interferir en la vida política ni en la enseñanza, cuando veo lo que se monta por lo de la clase de educación de la ciudadanía me pongo mala...
qué pérdida de tiempo... soy tolerante, si por obligación tengo que pisa una iglesia por otro motivo que el de admirar sus paredes, me siento al final y no comulgo...a veces me lío sobre todo cuando hay que levantarse o cantar... pero sonrío y confío que me perdonen... no critico a nadie por ser creyente siempre y cuando no interfiere en mi vida... me negué a decir a las amigas de mi suegra que estábamos casados, aún fuese una mentira piadosa nunca mejor dicho, me negué a que la bauticen por hacer el paripé... ni por lo regalos que se perdió... nominé a la Vero como madrina porque tengo confianza en ella... no tengo vergüenza en decir que creo en mi, en mi familia y en mis amigos antes que en el dios que me presenta la iglesia católica que es la que me toca, si voy en un país musulmán me cubro la cabeza al entrar a visitar una mezquita... soy tolerante ante todo y es lo que espero de los demás....
entre las anécdotas que protagonicé por mi ateísmo, fue la de ponerme un crucifijo que encontré en la casa de mi abuela y era muy bonito... tenía 8 años y no entendí que una tía me diga "así que estás rezando todo el tiempo"... cuando contesté que no sabía rezar, la vieja me dijo más o menos que estaba condenada... a qué... al ir al limbo... el qué... me pareció un lugar muy triste según me lo iba contado... mi madre vino a mi rescate y me dijo que me lo guardará en el bolsillo hasta salir de la casa de la tía... cuando vi a Madona con sus crucifijos me lo saqué del cajón donde lo tenía guardao...

Besos

Cruela dijo...

cuando hice un post sobre el ateismo y mencioné de paso a la película camino me encontré en los comentarios a dos con los link del opus dei me pareció muy fuerte que lleguen hasta mi blog para intentar reformarme pero así fue...

María dijo...

Cruela, no doy crédito a que el Opus llegase a tu blog, madre mia, que pasada!!!

Yo, coo tú, me comporto correctamente cuando tengo que entrar en una iglesia -generalmente por eventos sociales-, me cubro en las mezquitas y no me parece ni remotamente que la gente tenga fe. Pero no tolero que nadie me diga en qué debo creer yo.

Soy más agnóstica que atea, pero sobre todo soy escéptica con los dogmas, vengan que quien vengan.

Ellyllon dijo...

Yo me considero católica y creo en Dios (que no en la iglesia y en la riqueza que atesora con tanto hambre que hay en el mundo). Aunque a veces esa fe que tengo en él, se tambalea cuando veo tantas injusticias.
Y esa expresión de mi madre de "si me lo ha mandao dios, es que me lo merezco", cuando le pasa algo malo, a mí, me enerva. Supongo que tengo una visión personal de dios.

Y la verdad, cuando Mario se caga en él, me suena muy mal porque todos, hasta dios, me merecen un respeto.

Dicho ésto, subrayo todo lo que exponéis Cruela y tú.
Me gusta la libertad de expresión y que se respeten todas las ideas.
Para nada me molesta que esos autobuses urbanos exiban una leyenda ni la otra.

Y aunque católica no estoy casada y si alguna vez tengo hijos, ni los bautizaré ni tampoco los obligaré a hacer catequesis, ni comuniones ni clases de religión.
Que elijan ellos.

Un beso.
Elly

María dijo...

Elly, creo que ser creyente no implica ser "sólo" creyente. La fe de cada uno me parece extremadamente respetable, hasta el punto en el que creo que no se puede juzgar a nadie por creer en lo que le de la gana.

Ahora, no comprendo por qué a ciertos creyentes de determinadas religiones les ofende que la gente manifieste su ateísmo como le de la gana-

Recuerdo cuando se estrenó "Rebelación", de Leo Bassi, la que se montó en el teatro, al menos en Coruña... no lo comprendo, porque yo, que no creo y además, lo reconozco, tengo muchas cosas contra la iglesia católica, no me manifiesto cada domingo ante la parroquia del barrio porque me ofenda la misa de 1... el que quiere va, el que no quiere no... ¿qué daño hacen?

Ellyllon dijo...

Está claro, María.

Además, ahora que nuestra sociedad es más plural en cuanto a culturas y colores, los españolitos tendríamos que empezar a acostumbrarnos a la diversidad en todos los aspectos de la vida.

Siempre y cuando una religión no esté presente ni en la educación ni en la política (como dijo Cruela), ni atente contra la vida de nadie (hay mucho CAMINO que andar), me parece tan respetable como el que no crea en un dios o en nada.

Además, tú lo dijiste, no ofende quien quiere sino quien puede.

Me da la sensación de que preferimos cocer que enriquecer! jajajajaajajajajajaaj

Un besazo María.
Elly

Cruela dijo...

veo que os habéis hecho amigas... por qué será¿?

nine dijo...

Lo de tu abuela me ha dejado planchada. Yo soy creyente, en Dios y en Jesús, pero no en la Iglesia Apostólica y Romana. A mi Rouco, me da yuyu, y no me gustan las doctrinas hipócritas que se alejaan muy mucho del mensaje original y se acercan más a luchas de poderes y a intereses particulares y económicos.
Y me indigna la Ley del Embudo, que a unos les ofenda todo, pero que ellos no ofendan a nadie.
Lo de las procesiones, yo es que me las tomo como algo cultural. Y sobre todo, hay que tener siempre una máxima: respeto.
Un besote María, genial como siempre.

Eva dijo...

Hola, yo estoy hecha un lio. Creo que soy creyente, pero no practicante. Provengo de una familia bastante creyente, pero creo que más bien pq antiguamente tocaba serlo, no porque te naciera del corazón.
Mi marido es agnóstico, y nos casamos por lo civil, a mi hija la bautizamos un viernes, en una ceremonia sin ostentaciones y nos tomamos unas cervecitas en un bar del pueblo, mi marido llegó a las seis menos cinco, y hasta ese momento no sabia si iba a acudir, ni habia firmado. Queria que fuera, por mi, pero sin imposiciones ni malas caras, hago lo mismo con el resto de religiones ni impongo ni quiero que me impongan, porque mi lema basico en la vida es que no hagas a nadie lo que no quieres que te hagan a ti, asi soy feliz, con Dios, sin los curas y con mi familia.
¿Habeis visto Camino?

Paula R. dijo...

Tienes razón, creo en la libertad de expresión, no creo que un creyente vaya a dejar de serlo por ver el autobús dichoso ni que un ateo vaya a hacerse creyente por ver una procesión.
Cada cuál en su parcela de libertad que haga lo que quiera, por ejemplo, en mi ciudad hay una monumento musulmán y hacen ceremonias y cosas propias de su religión, dejando a las mujeres en la calle porque no pueden entrar al templo en cuestión.
Yo no voy a quemarles la mezquita ni me voy a poner a insultar, simplemente los ignoro y no me acerco por allí (no porque no me guste su religión sino porque nmo me gusta su moral y su determinación de derechos)
Siempre he pensado que para los ateos debe ser un auténtico tostón el tema de las procesiones, porque frenan la vida normal con una tradición que no todos comparten.
Pero está ampliamente aceptado que el creyente es el ofendido y el que jamás ofende, craso error.
Yo creo a mi manera, no soy católica practicante y creo que lo fundamental se encuentra en el respeto de unos a otros.

Camino es brutal en argumento e interpretaciones, muy buena inicativa, no pude parar de llorar.
Un besete!

Ely dijo...

A mi me gusta poder expresarme libremente, creo en Dios y me aferro a él en momentos de desesperación y agobio. Ya he dicho cienes de veces que en la Iglesia no creo. Me molestan a partes iguales las pancartas con referencia a Dios, que las que hacen referencia a su no existencia, o sea... nada.
Estoy de acuerdo en todo lo que dices al 100%, así que poco o nada tengo que añadir.

jose_airam dijo...

La verdad es que últimamente se está atacando a la iglesia católica de forma exagerada.
No entiendo que en los colegios se garantice la enseñanza de la religión islámica porque haya 3 niños musulmanes y si tus hijos van a religión cristiana te traten como algo raro.

Las pancartas en los autobuses me parecen hasta cómicas, tanto las "ateas" como las otras y la verda, no se quién lo pagará pero me parecen una estupidez.

Es evidente que la iglesia actual, con los obispos atrasados un siglo y un papa poco carismático no es lo mejor para los cristianos, pero no olvidemos que los tiempo de la inquisición ya pasaron y que las religiones que ahora amenazan, matan y ponen bombas no es la católica. Y no debemos olvidarnos que asociciones como cáritas paga, en estos tiempos de crisis, muchos recibos de familias que tenemos al lado y que apenas nos damos cuenta que tenemos al lado.

Supongo que todos tenemos derecho a decir lo que nos venga en gana.

Besos guapa!ya he vuelto...

María dijo...

Nine, que quede claro que no tengo nada contra las procesiones, ni contra las pancartas de "Dios te ama". ME pasa como con el autobús ateo, que me la traen al pairo... pero no comprendo que siempre sean los mismos los supuesto ofendidos

María dijo...

Eva, yo es que con el tema de la fe no me meto. Yo creo en "algo", pero no sé en qué... sobre todo creo en mi, y en los que me rodean. No se me ocurre juzgar a nadie por su fe, pero me molesta que los creyentes -de la fe que sea- se sientan ofendidos cuando una asociación atea paga un anuncio... no me cabe en la cabeza, de verdad

María dijo...

Paula R. A parte del tema cultural, que puede ser ancestral, pero desde luego relativo, me tomo las procesiones como me tomo las manifas: están en su derecho y es una vez al año, no pasda nada, vamos, digo yo.

María dijo...

Ely, es que la libertad de expresión -LA DE TODOS- es fundamental, al menos para mi.

Si tú quieres ir gritando por la calle "Viva Dios y su iglesia" estás en tu derecho... exactamente en el mismo que está el que quiera ir berreando "viva el diablo de cuernos y rabo puntiagudo"

María dijo...

Chema, vaya viernes te pegaste, eh bribón??? jajajaja

A ver, yo no creo que se esté atacando a la iglesia católica. Lo que pasa es que úlyimamente se están cuestionando de viva voz ciertos privilegios con los que contaba desde hacía siglos y que nadie cuestionaba.

En el tema de la educación, estoy en contra de la educación religiosa pública. El que quiera educar a sus hijos en su fe, la que sea, que acuda a su iglesia. Mis padres me llevaron a catequesis, y en el ayuntamiento en el que trabajo hay una amplia población musulmana y cuentan con mezquita donde aprender sus dogmas. Pero en las escuela que pagamos TODOS no debe estudiarse fe. Eso es algo que no atañe al estado, sino a cada uno. Como mucho, historia de las religiones, que sí tendría un valor social. Al menos aprenderíamos a respetarlas todas, incluídas las ateas, si es que se las puede llamar así

Shanna dijo...

Bueno, decir que al igual que existe una pancarta en un bus donde se dice que no hay un Dios (refiriendose al la religión cristiana), me encantaria que esos mismos que se dicen ateos, es decir , no creyentes en nada, pusieran en ese mismo cartel , probablemente Mahoma no existe, probablemente Buda no exista... si estos que se dicen ateos estan en pro de defender sus "ideas", creo que estarían mas acorde con estas, no solo remitiendose a la religión cristiana

Ely dijo...

Shanna, precisamente por opiniones como la tuya, es tan importante una asignatura sobre historia de las religiones

María dijo...

Shanna, quizas tengas razón, pero hasta donde alcanza mi memoria de mis estudios sobre historia de la religión "dios" es el único nombre que se puede usar indiferentemente para TODAS las religiones.

Dios es el de los musulmanes (y Mahoma es su profeta, algo así como el Jesucristo de los hebreos, que los consideran profeta y no hijo de dios, como los católicos cristianos), y Dios es el de los budistas, porque Buda también es su profeta.

Para que tu argumento fuese firme, el autobús deberia llevar escrito "Probablemente Jesucristo no existe"... cosa que, por otra parte, sería una soberana gilipollez, pues, al margen de que le consideremos deidad o no, la existencia de su figura como personaje histórico está recogida en muchos documentos de la época.

María dijo...

Vaya, Ely, yo quería poner algo así y me he liado mucho más... sorry!

Ely dijo...

jajajajaja, pero seguro que tú se lo has dejado mas claro

María dijo...

Claro no sé, pero lo he releido y parezco el libro gordo de petete

ElPajarito dijo...

Maria, otro post genial (sorry por la ortografia pero estoy usando el pc guiri de mi amiga Fearne, asi que ustedes disculpen). La verdad es que creo que mientras no se pierda el norte del respeto, huelga decir que toda expresion de opinion es licita. Al igual que a ti y a otr@s, tanto las pancartas de "Dios te ama" como las de "Dios no existe" me dan absolutamente igual. Desafortunadamente y como bien apuntabas, la mayoria de gente que se pica con estas cosas son un poco los de siempre, que proclaman el respeto para luego aplicar el yugo mas asfixiante, en fin. Lo que me parece fuerte es que tal y como estan las cosas en el mundo a dia de hoy, independientemente de la libertad de expresion de cada uno, es que se gaste dinero en publicidad de este tipo. Pero supongo que como halamos de respeto ajeno, pues si se quieren gastar en estas cosas los cuartos que tanto escasean hoy.....alla eux.
Bss Mil,

ElPajarito
PD- Que conste que soy catolico y creyente, aunque tengo mi propia percepcion de mi religion y sorry pero la iglesia catolica (que ademas nombro en minusculas intencionadisimas) a dia de hoy me ha demostrado bien poquito. Asi que ellos con su fe, yo con la mia y Dios con la de todos... o no ;-p

María dijo...

ElPajarito, yo con la iglesia católica, que es la que me ha tocado vivir, he tenido de todo. En la parroquia de mi barrio el cura -que siendo siendo el párroco hoy- es un tío intachable. Le he visto quitarse la comida de la boca para dársela a quienes necesitaban ayuda. Y le he visto denunciar malos tratos, sabiendo que irían a por él. Etc, etc, etc...


Pero también he visto otras muchas cosas terribles, así que, como institución, no la apoyo en absoluto, al margen de que, como dice Chema, tengan iniciativas loables.

Yo soy "anti.iglesias" (todas las iglesias) y "pro.fe". Creo que tener fe, en uno mismo, en dios, en la naturaleza... en lo que sea, nos hace mejores personas.

ElPajarito dijo...

Darling, te explicas TAN bien y dices cosas TAN sensatas, que no tengo more que anadir from my parte, mas que te lo suscribo todo, todo y todo a lo ninha de Catalana Occidente jajaja.
Bss Mil

ElPajarito,

María dijo...

ElPajarito... mira, esto del blog me ha enseñado una cosa... ay, cuanto me gusta que me piropeeis!!! jajajajajja

baballa dijo...

Yo creo en Dios, pero hasta ahí... no voy a misa, he bautizado a mis hijos pero hasta ahí, no creo que hagan la comunión salvo que quieran... vamos que poco más... lo de los buses que quieres que te diga lo respeto igual que respeto a mi madre que si va a misa.. vamos creo que soy una de esas personas tolerantes que hay por el mundo

María dijo...

Baballa, enhorabuena. Desgraciadamente no sois tantos, de verdad.

No comprendo por qué no podemos aceptar que haya credos diferentes, ideologías diferentes, fes diferentes... y convivir tranquilos, aceptando que todos tenemos derecho a manifestar nuestra postura.

pandora dijo...

yo siempre digo lo mismo, bueno lo dijo alguien primero pero ni idea de quien fue.
En la diversidad está el gusto!!!

Si todos predicamos nuestra libertad quien somos para coartar la de otros¿?¿

un beso, pandora.

María dijo...

Pandora, cuánta, pero cuánta razón tienes, hija.

MEL dijo...

Creo en la existencia de Dios, un Dios, algo superior a nosotros, muy superior gracias a él mismo porque si fuese como nosotros ya lo hubiésemos desdiosado y sería inmigrante ilegal en Alaska...

No creo en la Iglesia Católica, no niego que hagan sus cosas buenas, muy buenas, y que tienen buenos principios (aunque no finales) pero a mí no me convencen, ni ellos ni ninguna otra religión, para mí, repito, PARA MÍ, son como sectas, de verdad, todas ellas. Eso sí, cuando voy de vacaciones no me pierdo ninguna Iglesia, me maravilla su historia y su arquitectura. Y como he dicho muchas veces adoro las cruces, aunque esto fijo que Freud lo interpretaría como algo fálico.

Lo de los autobuses me parece una patochada, tanto si fuesen a favor de unos como de los otros, da igual, lo veo provocación, en ambos sentidos. Pero consiguen lo que quieren que es que se hable de ellos y que el “contrariado” entre al trapo. Si es que somos TAN simples…

María dijo...

Mel, eso es precisamente lo que me asombra: lo simplísimos que somos, que somos capaces de entrar al trapo así, al tun-tun, con lo fácil que sería "vivir y dejar vivir"... en fin...

Es un poco lo de ayer de La Sexta con el Wyoming... y que conste que me descojoné viva, porque mira, después de haber llamado LITERALMETE puta a una de las colaboradoras (Beatriz Montañez) se merecen que les den toda la caña del mundo!!!

Pero básicamente es que no pillo la inquina que Intereconomía Tv le tiene al programita... a ver, ¿que no te gusta? ¿que te parece inmoral? ... Pues no lo veas, coño. Yo no veo La Santa Misa, ni escucho la Cope, salvo que la pongan en el autobús o taxi de marras, y listo. Aquí paz y allá gloria!

BACCI dijo...

Lo que yo creo es q hay que ser igual de tolerantes con todos (aunq no entiendo q ganan con esos anuncios la verdad) Pero estoy convencida q si la primera iniciativa de comprar espacios publicitarios públicos hubiera sido de la iglesia se la hubieran negado por ser un estado laico.

Sigo en mis trece de no verle sentido a dicha publicidad

María dijo...

Bacci, en mi ciudad hay vallas publicitarias "compradas" por la iglesia. Están a la salida de la Avenida de Alfonso Molina, la via de acceso a la ciudad, y anuncian una iglesia evangelista mediante la publicación de versículos de la biblia y de frases como "Dios te ama"... a mi personalmente no me molesta, ¿por qué habría de molestarme?

Noa dijo...

Soy atea, creo que Dios es un invento de los hombres para encontrar una luz de esperanza en unos tiempos complicados. Ahora, respeto que cada uno tenga las creencias que quiera (solo faltaba). El problema está en que muchos creyentes no respetan mi posición. ¿Porqué la Iglesia Católica tiene una emisora de radio en un país aconfesional? ¿Porqué la IC no pidió perdón por apoyar un régimen fascista (o varios)? y así hasta hartarnos.
Lo que no soporto es la superioridad con la que te miran algunos creyentes, esa superioridad de yo soy creyente y por eso soy bueno y tu ateo o agnóstico, poco menos que defiendes la pederastia porque no tienes normas morales que rijan tu vida. En eso sí que soy intolerante.

María dijo...

La moral no entiende de religiones. Cada uno tenemos la nuestra, y ser católico, musulman o budista no te convierte -desgraciadamente- en buena persona, del mismo modo que ser ateo, o agnóstico, no te transforma en un ser vil y cruel.

Si así fuese, no habría sacerdotes pederastas -por ejemplo-, o laicos entregadísimos a los demás. Pero los hay, igual que hay curas magníficos y laicos que son unos hijos de puta.

jose_airam dijo...

Qué bueno maría...si ya decía yo que eras toda una agitadora. Si necesitáis un experto (experto??)en moda masculina contad conmigo.

Besos!

Tallacuarenta dijo...

qué fuerte chica
a mi ultimamente me llegan comments a mi blog de una tal "mariajose, tu amiga" que me deja unos sermones de fe en dios q no te cuento....esta chica cuando vea los anuncios ateos de los buses, se nos queda in situ de un paro cardiaco, seguro.
En fin, lo ppal es respetar y ser respetado.
Un besito

María dijo...

Chema!! Espero verte mucho por allí!!

María dijo...

Tallacuarenta, pero qué me estás contando!!!!!

De verdad que no doy crédito a lo que me cuentas... sermonear así en un blog de moda me parece inconcebible... en el mio, que no deja de ser un blog de opinión, vale... pero en el tuyo, que es fashion, fashion... no lo pillo, de verdad

Eva dijo...

Maria, porfi haz un post sobre la guerra de las cadenas de tv!!!
Lo de la sexta ayer en el Intermedio contra Intereconomia lo merece, y telecinco contra la sexta... joer la sexta está en todos los fregaos.
Me interesa el punto de vista de una periodista (jo rima y todo)

María dijo...

Eva!!! entra en www.diosasdeandarporcasa.com y clicka en mi pestaña! Te leí la mente esta mañana!!

Perla Negra dijo...

A pesar de haber recibido una educación religiosa, soy atea o agnostea ("palabro" made in Cruela). Estudié en colegio de monjas e hice la comunión pero ya no me confirmé. Al igual que Noa, creo que dios es un invento del hombre para ver algo de luz ante situaciones difíciles y para aceptar con resignación los palos que da la vida. Creo en mí misma, en la fuerza y la energía de los hombres y mujeres, en la madre tierra (es la raíz de la vida) y en la Naturaleza (al fin y al cabo es la única que se deja ver por el momento).

Respeto todas las creencias, si entro en una iglesia me levanto y me siento cuando lo hacen los demás pero ni canto, ni rezo y eso que me sé todas las letanías debido a mi educación. Soy tolerante, cada cual que crea en lo que quiera, pero que profese su fe en el ámbito privado. Las religiones no deberían interferir nunca en la vida pública y mucho menos en la política.

Respecto a la campaña publicitaria, no puedo estar más de acuerdo con la máxima de que no ofende quien quiere sino quien puede y valoro la libertad de expresión por encima de todo. Sin embargo, no le veo la finalidad al anuncio dichoso, creo que lo que busca es la provocación. Pero no me molestan lo más mínimo ni los anuncios pro-ateísmo ni los anuncios pro-catolicismo. Mientras el dinero no salga de mi bolsillo por mí como si ponen “Perla, atea, te pudrirás en el infierno”.

Para ser atea vaya sermón he soltado…..

chloe dijo...

lo que me parece super ridiculo, es que alguien anuncie en un autobus o que cree en dios o que deja de creer
cada uno es mayorcito para pensar lo que quiera y no lo que le digan
cuanto mejor estaria destinado ese dinero que tiran en publicidad en una buena causa: gente que se acaba de quedar en paro y no puede pagar la hipoteca, gente que no tiene para comer

Daniela Alarcon dijo...

LO mas gracioso es que los "ateos" se pasan la vida tratando de demostrar que Dios no existe, quien trata de demostrar que los unicornios no existen?? analicen!!!