MATERNIDAD

Nunca he querido ser madre.



No he soñado nunca con un bebé de mi carne y de mi sangre, ni con adoptar un precioso retoño para darle el amor que sus progenitores genéticos no pudieron, no supieron, o no quisieron darle.

Y que nadie me malinterprete. Me encantan los niños. Me chiflan, de hecho, me lo paso genial con ellos, me parecen personas increíblemente inteligentes, directas y divertidas, capaces de soltar frases lapidarias con la misma facilidad con la que los adultos decimos tonterías de calibre supino.

Sencillamente, no me veo madre.

Es algo que me ha pasado desde siempre, no he sentido nunca esa vocecilla interior que te dice “mira que bebé tan mono… seguro que uno propio sería la culminación”.

Y esto, esta convicción en mi no-maternidad, me ha generado a lo largo de los años las más curiosas reacciones por parte de otras mujeres.

Hay quien me apoya incondicionalmente: “Haces bien, eres joven, las cosas ya no son lo que eran, tu carrera es lo primero…” Como si ser madre y trabajar fuesen cosas incompatibles en el espacio y el tiempo.

Hay quien pone cara de póker y dice: “Sí, sí, dices eso hasta que se te ponga en marcha el reloj biológico, que es imparable”… y yo me pregunto, ¿de verdad somos los seres humanos tan básicos? ¿De verdad nuestra vida la marca un reloj hecho de hormonas y de necesidades procreadoras?

Y hay quien me dice: “Pues chica, no lo entiendo, es la culminación de ser mujer”.


Esta última vertiente es la que más me desconcierta. Porque yo me siento mujer. Muy mujer, diría yo. Vamos, que me considero del género femenino –y, a mayor abundamiento, heterosexual- sin duda alguna. Y, sin embargo, jamás he sentido que mi vida está incompleta por el sencillo hecho de no haber parido, o de no querer hacerlo. Sin embargo, es una creencia extremadamente extendida. Si eres mujer, heterosexual, y con pareja estable, con un trabajo “estable” y con una vida normal, tarde o temprano, amiga, deberás ser madre.

No lo comprendo, ni lo comprenderé nunca. Es como si yo dijeres que las mujeres que salen a la calle sin maquillar, o con zapato plano, no subliman su feminidad. No creo que unos tacones de 15 centímetros, por mucho que yo los adore, sean más femeninos que unas bailarinas. Y no creo que ser madre sea condición sine qua non para sentirte realizada como mujer, por mucho que mi abuela insista en que soy una mujer desnaturalizada.

Cierto es que si todas las mujeres pensasen como yo, la humanidad tendría un futuro extremadamente exiguo. Pero el hecho es que los cambios sociales en el rol femenino nos han posibilitado decidir. Algo que, hasta hace relativamente poco, no estaba en nuestras manos. Si eras mujer y tenías pareja, salvo impedimento físico, serías madre. Es lo que hay. O era, mejor dicho.

Incluso en la época de mi madre, cuando España, ya democrática, se abría al mundo, el permanecer “inmaterna” voluntariamente era algo extraño y mal visto.

Las cosas han cambiado, es cierto. La incorporación de la mujer al mundo laboral más competitivo y fuerte, con cargos de responsabilidad que exigen dedicaciones muy amplias, la posibilidad de romper una pareja legalmente sin problemas sociales ni económicos… en fin, la vida en general, nos ha proporcionado a las mujeres la posibilidad de tomar decisiones que antes ni si quiera nos planteábamos, como el hecho de si deseamos o no ser madres.

Y yo, sencillamente, no lo contemplo. Lo que no significa que mañana no vaya a cambiar de opinión. Significa que, hasta ahora, he tomado una decisión –a largo plazo, digamos- comparable a casarme (o emparejarme) o no, trabajar en una u otra empresa, o vivir de alquiler o con hipoteca. Decisiones que te cambian la vida y que no deben, creo yo, tomarse a la ligera.

En este momento, en mi pandilla más cercana, hasta cuatro madres (dos de ellas, con dos niños cada una, nada menos), dos embarazadas y una buscando el embarazo. Me parece un porcentaje de madres maravillosamente alto para los tiempos que corren, y su decisión no es que me parezca respetable, es que, sencillamente, me parece magnífica. Pero quiero creer que todas ellas la tomaron. Que todas ellas pensaron en los pros y los contras, en los cambios que acarrearía en sus vidas y en las de sus parejas –y padres de las criaturas- y en todo lo que la maternidad aportaría y restaría a sus vidas.

No creo que tener un hijo sea algo que “se deba hacer”, como la declaración de la renta, o fregar el baño. Creo más bien que es algo que debe meditarse y decidirse con cierta cautela y mucho, pero que mucho, sentido del compromiso –esto no son unos zapatos, no se pueden devolver o meter en el fondo del armario-.

Yo sí lo he pensado. Y mi decisión –que nunca, insisto, nunca será definitiva, porque en la vida lo único definitivo es la muerte, y eso está por ver- es que no quiero ser madre.

Por eso, porque quiero que se respete mi decisión como algo personal, como lo que es, una opción válida y completamente coherente, en la que hay exactamente las mismas dosis de egoísmo y de generosidad que en la contraria, quiero que este post sirva para dar la enhorabuena a todas esas mujeres que me rodean y optaron por el otro lado.

A las que ya son madres, y a las que lo van a ser: enhorabuena, chicas.

92 comentarios:

MARIETA dijo...

Yo soy madre. Madre convencida. Vamos, al primer intento, nuestro niño nació justo 9 meses después del viaje postboda.
Le dí la teta hasta los dos años, el primer año se alimentó exclusivamente de leche materna. Lo adoro, vivo por él.
Me siento MADRE.
Pero... No entiendo a la gente que no respeta/entiende a las MUJERES que no quieren o no les apetece ser madres.
Para hacerlo creo que hay que estar muy convencida, porque te cambia la vida al 100%, y si no estás convencida pues mira, valiente tú a contracorriente de los dictados de esta sociedcad machista.
Qué bueno que puedas disfrutar a tiempo parcial de los enanos de tus amigas, y me da que te preocuparás por sus enfermedades y demás... Pero si tú no quieres ser mamá no eres un bicho raro (esto se lo han llamado a mi hermana mayor que tampoco quiere).
Eres una MUJER que, por los motivos que sea, no quiere tener hijos.
Saludiños.

María dijo...

Marieta, no sabes lo mucho que se agradece semejante comment viniedo de una madre convencidísima... aunque personalmente creo que son precisamente las que han sido madres "porque tocaba" las más escépticas con respecto a la no maternidad de las que hemos tomado la decisión conscientemente.

Taba dijo...

Uff!!! Yo siempre he contemplado las dos opciones, no soy de las que lo ha tenido claro desde niña, para nada, pero es verdad que llegó un momento en que algo me impulsaba y lo intenté, pero como no lo conseguía, hicimos las pruebas e incluso pase por una invitro, pero nada. Ahora he decidido descansar mi cabeza de ese tema, no creo q lo vuelva a intentar, me afecto muchísimo y lo único q conseguí es estar realmente hecha polvo, dejar de quererme a mi y a la vida.
Pero a nivel social, es tremendo, una obligación, llegada una edad y con pareja… Además todo el mundo se cree con derecho a opinar sobre tu vida, sin tener la menor idea. He tenido que oír comentarios de todo tipo, con buena y mala intención, encima callándome lo mal que lo estaba pasando precisamente por no conseguirlo.
Que facilidad tenemos para juzgar y organizar la vida de los demás y no pararnos a analizar la propia. Creo que es una decisión personal, que todo el mundo debe de respetar. No nos hace ni mejores ni peores personas, solo hay q ser coherentes con nosotros mismos.

Ella dijo...

Pues mira, yo hace años me dí cuenta de que tampoco quería tener hijos, por mucho que me gusten los niños. Y la de tonterías que tuve que escuchar a mi alrededor. Mis amigas me llamaban egoísta, me decían que no era normal, de todo, vamos. Puede que en el futuro cambie de opinión, eso nunca se sabe. Pero me gustaría que mi opción (porque es una opción) fuese respetada.

Ally dijo...

Pues yo estoy completamente de acuerdo contigo...en todo. Pienso a veces en cómo sería estar embarazada por mera curiosidad científica (que es mi profesión, por cierto) pero luego lo que ocurre después, lo de "ser madre" no me veo realmente.
La gente te suele decir que eso es por ser inmadura, pero de hecho la inmadurez no ha formado parte de mis cualidades, nunca.

Simplemente es una decisión, como tu dices, como elegir casarse o no.

María dijo...

Taba, tu caso es el mejor ejemplo de cómo la gente larga con una facilidad mortal sin tener ni idea de lo que dice... lo siento por ti.

Pero como soy una persona positiva, te voy a contar dos casos muy similares al tuyo que tengo muy, muy cerca de mi:

1- Mis padrinos no podían tener hijos, así que para ellos fui siempre "su niña". Les adoro. Cuando mi tio -hermano de mi madrina- enfermó de cáncer, mi madrina tenía ya 37 años, y empe´zó a faltarle le regla. Creyó que eran los nervios. Una vez que mi tio murió, como no le volvía la regla, fue al ginecólogo creyendo que era la menopausia... y ahora tiene no uno, sino DOS hijos preciosos, sanísimos y más listos que el hambre, después de 15 años intentándolo.

2.- Una conocida mia quería tener niños y lo intentó hasta la saciedad. No lo consiguió. Lo pasó fatal. Hoy, con casi 50 años, ella y su marido son personas felices, con vidas completas y hablan del tema sin problemas. Aseguran que, a estas alturas, tienen claro que no hubiese sido lo mejor para ellos.

María dijo...

Ella, cada vez somos más las que hablamos libremente de la posibilidad de NO QUERER ser madre. No veo cuál es el problema de no querer tener hijos... igual que no veo el problema de querer tenerlos.

María dijo...

Ally, a mi el embarazo me tienta, lo digo en serio... debe ser una experiencia brutal!!! Sin embargo, como a tí, son los 30 años siguientes los que no me apetecen nada.

monnÏ dijo...

Yo nunca pensé en tener hijos, a mis amigas que "les llamaba la maternidad" las veía un poco raras.. ese instinto "tan animal".. en realidad en mis planes ni siquiera aparecía una pareja estable con la que quisiera envejecer. y apareció, y tuve ganas de tener hijos con él, y te cambia la vida y te cambia la mente.. y te sientes tan llena y tan importante y tan realizada en un embarazo y en un parto, que no es que sea indispensable, pero es algo que recomiendo a mis amigas que no se pierdan. Estoy embarazada de mi 3er hij@, y hasta hace 2 meses he seguido trabajando, viajando, saliendo, hay cosas que han cambiado, obviamente, pero no siento que me pierda nada, siento que tengo más, que soy afortunada. A veces mi pareja y yo hablamos de lo increible que es, y de como te cambia la mente, estamos enamorados de nuestras hijas, y cada noche sentimos al bebe moverse en mi vientre babeando...
Y por ello, porque estuve en el otro lado mucho tiempo, no creo que sea obligatorio tener hijos, no creo que se sea más o menos mujer por ello, que te falte algo o no se qué, es UNA ELECCIÓN, simplemente, cada uno sabe lo que quiere en su vida.
Pero en mi vida, en la vida en general, no hay nada que te haga sonreir tantas veces al día y te haga sentir feliz tan a menudo como mis hijas...

Sonia de Gijón dijo...

Enhorabuena a ti María, por tener las cosas tan claras y por dar pie a este debate. Estoy completamente de acuerdo contigo y con todos los comentarios que hay hasta ahora. Aunque yo sí quiero tener hijos, entiendo perfectamente tu postura.
Me encantan todos los comentarios que he leído hasta ahora, qué buenas seguidoras tienes.
Como alguien te dijo, siempre puedes disfrutar de los niños de tus amigas.
Besos.

Lucía dijo...

Pienso como Taba... socialmente estamos mal vistas las que por lo que sea no somos madres. Yo si quiero ser madre ( a veces) pero mi pareja no quiere tener hijos... Y soy tan tan feliz que sinceramente y a pesar de que me gustaría ( a veces) ser madre se me pasan enseguida las ganas.
Pero tengo que aguantar constantemente y por todos lados la famosa frase de " se te va a pasar el arroz" y lo más gordo de todo, que parece que la unica "culpable" de no tener hijos soy yo....y eso si que me pone de mala leche, porque yo no soy culpable de nada, he tomado una decision con mi pareja y somos dos los que decidimos....
En fin, que me alegro de que tu lo tengas tan claro y me alegro más de que nadie te "eche la culpa" de ello.
Un besote!

María dijo...

Monni, tengo clarísisisisismo que la maternidad cambia la vida, generalmente para bien.

A mis amigas madres las veo FELICES con mayúsculas... pero es que, sencillamente, no me veo, aunque, como ya dije, yo CASI NADA lo afirmo con rotundidad, porque nunca se debe decir "de este agua no beberé"

María dijo...

Sonia, te deseo que cumplas tu sueño.

Lo que estoy comprobando es que las madres convencidas son mucho más "tolerantes" con las no-madres que aquellas que llegaron a la maternidad por obligación moral

María dijo...

Lucía, tal y como lo planteas, parece que tu decisión es más seria aún que la mia, porque tú sí te planteabas la maternidad y, en un momento dado, decides "aparcar" (momentanea o definitivamente, eso ya lo decidireis vosotros) la opción en aras de otras cosas con tu pareja.

Me parece super valiente, y una opción muy respetable.

laratitapresumida dijo...

Tu post me ha dado mucho que pensar.
Yo he sido de las que quería ser madre desde siempre y ahora tengo una niña que me hace la mujer más feliz del mundo.Sin entrar en muchos detalles te diré que ella es mi milagro y como tal la miro cada día.
Pero este es MI caso, no el de nadie más. No por ser mujer TENGO que ser madre, no, yo soy madre porque en un momento me apeteció y mi caso no es extrapolable a nadie más. También tengo que decir que, pese a ser muy feliz, los primeros meses fueron realmente duros de modo que NUNCA animaré a nadie que no quiera ser madre a que lo sea.
Tengo amigos y familiares que no quieren tener hijos y me parece que si es su decisión, es una buena decisión.
Te felicito por ser consecuente.
Besos.

pinkocha dijo...

Mmm, "mujer desnaturalizada", el concepto preferido de mi abuela... Cuando me dice que ya va siendo hora de que me quede embarazada porque es "lo natural", yo le espondo que también es súper natural morirse de un infarto, así que cuando le de uno a ella paso de llamar al 061.
Fuera coñas, me encanta este tema porque, como a ti, ha dado pie a muchas discusiones con la gente que me rodea. Yo tuve un infancia muy feliz y no niego que me gustaría formar a mi vez una familia maravillosa que cocinara juntos bizcochitos en otoño y corretease por la playa en verano cual anuncio de Coppertone.
Pero pienso en la enorme responsabilidad que eso significa, traer una vida al mundo y ser para siempre su protectora, su referente... No me veo capacitada. Y un hijo es para toda la vida, al cien por cien, no vale "estoy cansada" o "no me apetece", él te necesita siempre, y yo eso no lo puedo ofrecer. Al menos, a día de hoy.

Olly dijo...

Muy interesante post.
Yo deseo ser madre desde hace tiempo, deseché la idea de tenerlo sola porque no quería que el niño viviese sin padre por una decisión mía exclusivamente, me parecía muy egoísta por mi parte, otra cosa es que luego el padre no lo atienda o se separe la pareja o lo que sea, Me casé principalmente porque quería tener hijos... estamos en ello y no termina de salir el tema... pero por encima de todo tengo claro que yo QUIERO ser madre y tengo derecho a ello, pero de la misma forma podría NO QUERERLO y también tengo derecho a ello. Apoyo a las personas que como vosotras sois fieles a una decisión propia por encima de aquello que se supone se tenga o no que hacer.
Musus

María dijo...

Laratita presumida. Es qaue cualquier niño es um milagro, así que uno propio, pues más... y por lo que cuentas la tuya es una niña MUY deseada, así que,... pues al cubo, vamos.

Enhorabuena, porque ni todos los padres tiene hijos tran deseados, ni todos los hijos tienen padres maravillosos.

María dijo...

Ay, Pink, tu abuela y la mia tienen taaaaaaaaaaaanto en común... como por ejemplo, unas nietas cojonudas, jajajaja

Yo, como tú, tuve una infancia super feliz, así que no creo que sea eso lo que "coharta" mi instinto maternal. Sencillamente, como tú dices, bastante tengo conmigo misma, que no puedo conmigo, vamos, como para poder con otro que depende 100% de ti

María dijo...

Olly, es que, como tú dices, es tu decisión... en tu caso concreto, tuya y de tu pareja. Y espero que llegueis a ser padres, porque quien lo desea tanto sin duda lo merece.

Anónimo dijo...

¡Hola!

¡Pedazo de post! ¡Olé! Yo he tenido que ver a gente que no me conoce ni a medias opinar ante mi frase "de momento, no quiero y no me veo preparada", y las opiniones que recibía eran del tipo "ja, serás la primera, ya verás" o "eso decís/decimos todas, pero luego os morís por ser madres" o "¡pero si es lo más bonito del mundo!". Y estoy de acuerdo solamente con la tercera frase, que la suele decir quien ya ha experimentado esa sensación. Ok, vale. Es lo más bonito... si es lo que quieres.
En serio, María, de quitarse el sombrero el post.

¡Un saludo!

Shire

Ely dijo...

Yo quería ser madre soltera, y fui una mujercasada-madresoltera - ay, que desastre de primer marido-. Fui madre porque me salió del bolo, todo... la niña y las ganas
Me volvi a casar... y ahora tengo la misma cantinela que tú y yo digo, que ahora mismo no es el momento y me responden que "no se puede pensar tanto, que si no... no lo tienes nunca". Como ya soy madre, sé que un hijo da muchas alegrías, muchos cabreos... muchos momentos fantasticos, muchos no tanto..., que el día que das a luz no te ponen unas baterías infinitas, si no que te sigues cansando, pero en lugar de tirarte y dormir tienes que hacer la cena, aunque tú estés a dieta. Y también sé que un hijo requiere una inversion de dinero, porque come sabes? y usa pañales sabes? y se viste, sabes? y pide juguetes y cosas, sabes? Y los libros realmente son caros, no era una frase hecha de nuestros padres... Y un hijo no lo terminas de pagar a los 5 años como un coche, ni a los 25 como la hipoteca... no... un hijo te necesitará muchas veces y de diferentes maneras a lo largo de su vida. Entonces, hay que pensarlo? sí... mucho, porque si decides ser padre/madre, has de sentirte capaz, y en muchos aspectos... si estás en paro y con una hipoteca, pues tal vez no sea el mejor momento para tener un hijo.
Todo se basa en lo mismo: respeto en las decisiones de los demás y dar la libertad para tomarlas.
Yo tengo una amiga que no respeta esto... y eso que ella no quiere ser madre, y eso que ella sufre esas criticas que comentas... ella critica a las que tienen hijos, y no te imaginas su opinion sobre fecundaciones in vitro... es una nazi
Res-pe-to

María dijo...

Shire, si algún día decides ser madre, debería ser porque quieres. Y si quieres serlo con pareja, porque quereis los/las dos. Nadie debería tener el lujo de opinar sobre algo tan personal.

María dijo...

Ely,planteas un tema nuevo y MUY INTERESANTE: El otro lado. Las mujeres que creen que ser madre es "retrógrado" y una falta de libertad.

Respetar las opciones de otros debería ser asignatura obligatoria en el colegio.

María dijo...

Es la primera vez que te comento aunque desde que descubrí tu blog no dejo de visitarte:
Lo que me parece triste es que todavía tengamos que aguantar comentarios acerca de nuestra decisión de no tener hijos a partir de una edad si tenemos pareja estable.
Cada mujer y por extensión cada pareja (y con eso no me opongo a la decisión de ser madre soltera) es un mundo. Nadie más que uno mismo puede decidir sobre su vida.
A todas no nos llega el instinto maternal al mismo tiempo, hay incluso a quien no le llega nunca. Y como tu bien dices, hoy no quieres y pasado mañana decides que si.
No obstante, creo que es la experiencia más bonita de mi vida (pero si cuando decidí tenerlos no hubiese podido, mi vida hubiese seguido siendo igualmente plena)

María dijo...

María, lo primero: muchas gracias.

La verdad, creo que, como tú dices, cada persona, cada pareja, cada caso es diferente.

Seguramente si de repente cambiase de opinión, o sencillamente me quedase sin planearlo y decidiese tenerlo, sería la experiencia más alucinante de mi vida... yo es que no pondría eso en duda nunca.

Sencillamente, no entra en mis planes... pero tampoco entraba enamorarme.... y mírame, cinco años viviendo juntos, jajajaja

baballa dijo...

ME PARECE PERFECTO, lo que alucino es que todavía esté mal visto, yo soy madre convencidisima y encantadisima aunque a veces acabe hasta los pelos, ya sabes.
Tener hijos lo cambia todo, es duro y gratificante a la vez y está genial que tengas tan claro que no quieres ser madre como te digo me parece genial y si tu pareja está de acuerdo pues eso a malcriar a sobrinos hijos de amitos y demás..... el problema solo viene cuando uno quiere y el otro no...
Ole por, ti por ser valiente y ser mujer y no querer tener hijos.....a mi me pareces completisima sin hijos....
besos

María dijo...

Baballa, como os comentaba, creo que las que sois madres por convicción sois las más "respetuosas" con la opción contraria, precisamente porque la vuestra también fue una elección personal.

Yo os veo a tí o a tu cuñada, por ejemplo, con vuestros niños, y me parece que sois FELICES con mayúsculas, sin duda alguna, no creo que vuestra maternidad haya sido una cuestión "biológica" ni "temporal", sino una decisión claramente meditada. A eso me refiero.

Ser padre te cambia la vida, así que selo, o no lo seas, pero serlo porque "es lo que hay que hacer" o "es lo que toca" me parece una irresponsabilidad de un calibre enorme!

maba dijo...

me encanta el debate sobre todo por coherente y respetuoso (y, sí, debería ser obligatorio enseñar respeto pero...eso nos toca a los padres) (además de lo que me he reido con el comentario de Pinkocha!)

total..que mi experiencia. soy madre soltera porque sí. Porque me quedé embarazada y decidí tenerlo. Más decisión mía, imposible. Adoro a mi hija, me gustan los cambios que vinieron con ella. Pero..cuando no la tenía era más mujer que ahora que soy madre a tiempo completo y mujer a tiempo parcial. No me parece egoismo decidir no tener hijos..me parece egoismo tenerlos para salvar una relación (??) o porque "toca" porque alguien dijo que había que casarse de blanco, por la iglesia y tener la parejita (dos del mismo sexo...noooo) en fin.. eso me parece bastante irresponsable (con todo mi respeto) el decidir tenerlos, o no, eso es ser responsable y consecuente.

un beso, guapa!

mari dijo...

Ser madre o no... Llevo viviendo con mi pareja cuatro años y el año pasado nos casamos. Hasta ese momento nadie me había dicho nada de niños, debe ser que "como no teníamos papeles". Este verano, con las reuniones familiares, no ha habido otro tema. Que si fulanita tiene un niño monísimo, que si menganita esta de tanto... y todas las conversaciones terminaban con la gente mirandome a mí y preguntando ¿y tu cuando? Pues mire, no tengo ni idea, no sé si lo tendré o no.

Respeto la opción de los que ya tienen hijos, y los disfrutan y los sufren a partes iguales, también respeto a los que no quieren tenerlos nunca, y a los que, como yo, no lo tienen claro.

Lo que no entiendo es porqué, en este bendito país (por los comment veo que es algo nacional, da igual que vivas en una ciudad o en un entorno rural) la pregunta más repetida a una mujer en la treintena y sin hijos sea ¿y tú cuando? Además, es una falta de tacto increíble. Tengo una conocida que lleva dos años intentando tener un hijo, pero tiene un problema por una enfermedad, y es más difícil. Imaginaos que mal lo pasa cada vez que le preguntan, le cambia la cara, y claro, no vas a explicar a todo el mundo que quieres y no puedes por tal y por cual... coño, no le interesa a cualquiera....

Lo que más me fastidia de este tema es que nunca veo que le pregunten a ellos... vale que ellos no tienen hijos en el sentido físico, pero en una pareja la decisión es de los dos. Como dice una amiga... preguntale a mi marido, a ver que opina él.

Besos

María dijo...

Maba, me parece que tomaste una decisión pensada y que aceptaste sus consecuencias con lógica. Las buenas, y las malas.

Eso, desgraciadamente, no es tan común como lo de "hay que tener dos, que uno sólo..."

... ¿que uno solo qué? ¿uno sólo se aburre?... Es que...

MEL dijo...

Llevo 14 años casada (me casé supermegajoven, eh?) y no tengo hijos, ni los tendré, y después de tantos años soportando las mismas preguntas ahora solo tengo una respuesta, no, no tengo hijos porque no me sale de los cojones, algún problema? esto aderezado con la yugular palpitando y con vida propia. Estoy taaaaan cansada...

María, chapó por la entrada!!

María dijo...

Mari, qué bien y qué clarito lo has explicado todo. De todos modos, te diré que no es un tema nacional, aunque quizás en España sera "elevado al cubo"... en otros países se repite la misma pauta:

mujer de treinta, con pareja: o tienes hijos, o eres un bicho raro

María dijo...

Mel, tía, es que... a ver, reproducirte a tí debe ser delito... dos maravillas en el mundo... un exceso!! jajajajaja

MEL dijo...

Ay María, pensé que ibas a decir que dos como yo sería insufrible, ajajajjajaja

Es que mira, de verdad, es un tema que me altera porque la gente no respeta las decisiones ajenas, pero bueno, que coño te importa a tí lo que yo haga con mi vida, ostiaya!

Del post anterior... paso palabra, jajajjajajajajajjaja

Ana dijo...

Estoy de acuerdo en todo contigo María.

Yo nunca he tenido insinto maternal, nunca me han gustado los niños. De pequeña nunca jugué con muñecas "bebés", siempre con mis Barbies para hacerles peinados y vestidos glamourosos jaja!!

En realidad, creo que no es que no me gusten los niños, sino que me causa demasiado respeto la responsabilidad de tener un ser humano a mi cargo... Por el momento creo que no estoy capacidada para ello.

Pero como dice monnï en su comentario, el hecho de encontrar a la persona con quién sepas que puedes compartir tu vida definitivamente, hace que te sientas tan segura como para desear traer una vida a éste mundo... No sé si por que se te despierta el "reloj biológico", sino más bien como una culminación o el fruto la pareja.

Yo por el momento mantengo mi opinión, y estoy absolutamente convencida que no quiero ser madre... Puede ser que es porque me considero demasiado joven e inmadura, aunque haya amigas de mi edad o incluso más jóvenes que yo que ya tienen niños...

Supongo que con el paso del tiempo y cuando haya alcanzado una estabilidad y una madurez (mental) me apetecerá, pero de momento no. Y si no me llega nunca tampoco pasa nada.

Lo que nunca haré es ser madre "porque toca".

A un hijo hay que desearlo con todas tus fuerzas, y hasta que no sienta ese deseo no seré madre.

Un saludo.

María dijo...

Mel, es que el respeto a las decisiones ajenas es algo IMPRESCINDIBLE de lo que prescindimos demasiado.

Estoy escribiendo post nuevo (sí, estoy super activa, jajaja) porque ayer tuve un encontronazo con un cura que se pasea por el hospital donde está mi padre ahora mismo, que me soltó que, como yo soy mujer y mi hermano obviamente no, era tarea mira ocuparme de mi padre enfermo... estoy que trino!!!

Celia dijo...

Yo tuve a mi hija porque quería tener hijos (y mi pareja también).
Sin embargo, entiendo perfectamente a las mujeres que, como tú, decidís libremente no tenerlos.
Tengo una amiga que opina como tú y dice que yo soy la única madre que la entiende. El resto de amigas (con hijos) no para de insistirle y de comentarle lo maravilloso que es ser madre.
Sinceramente, tener un hijo sólo porque "toca" puede convertirse en algo durísimo. Porque ser madre, a veces, no es fácil.
Así que respeto y entiendo tu decisión. Enhorabuena a tí, por defender tus ideas.

MEL dijo...

Ay María, espero con impaciencia el próximo, unidos un cura y el machismo, PROMETE!!!

María dijo...

Ana, lo hablaba con unas amigas hace un momento, que el mundo se toma determinadas cuestiones como decisiones "que hay que tomar", cuando en realidad, son algo personalísimo.

Soy, además, de las que piensa que se puede ser un padre-madre soltero convencidísimo, y unos padres-madres emparejados como un culo.

Y no creo que la edad tenga mucho que ver. Tengo amigas que fueron madres antes de los 25. Otras lo serán con más de 30. No creo que las primeras fuesen más ni menos inmaduras que las segundas. Cada una tomó la decisión en el momento en que le apeteció, que es lo importante.

María dijo...

Celia, es que alucino!!!

Por fin encuentro madres (en mi pandilla y aquí, en el blog) que reconocen que en la maternidad no todo es un camino de rosas!!!

Es que parece que las que tratan de convencerte como si te vendieran un Porche "es genial, es mágico, es maravilloso..."... pues sí, y también es un agobio, y un vivir para otro, y un perder mucho tiempo libre... Ahora, tú decides. La balanza de cada una es diferente, y todas miden bien, tal y como yo lo veo.

María dijo...

Pufff, Mel, es que este cura... este cura es un caso!!!

Ana dijo...

Hola, María!! llevaba tiempo sin escribir (mucho trabajo, no me había dado cuenta de que habías actualizado...etc).Aunque llegue algo tarde, primero decirte que me alegro muchísimo de volverte a ver por aquí, que eres la caña (no es peloteo) y que para mí siempre clavas tu blog...

Y como no podía ser menos, qué tema el de hoy!! Estoy de acuerdo contigo. 1º RESPETO, luego, yo no se si querré tener hijos o no en el futuro,estoy segura que de momento y a un medio plazo NO (bueno, hijo, porque sólo sería uno, eso seguro, y más concretamente, hija, porque la de lazos que le iba a poner!ay!). Para mí lo más importante ahora es disfrutar de la vida (que sí, que se que con un hijo también se puede, pero con sobrellevarme a mí ya me llega) y mi trabajo. Eso no quiere decir que admire a las madres, porque esa es la palabra, las admiro. Y sí, quizás sea egoísta, si yo no he dicho que no!pero, ¿dónde dice que no puedo serlo?

LLevo un año casada, y vaya bombardeo! Nada más llegar de la honey moon, había quién me tocaba mi barriguita (que es barriguita, eh!) y me decía: Ay! qué sigue igual de plana!qué ganas tengo de verla grande!...increíble! A mí me daban ganas de decir: vamos a ver, mi barriguita es mía, y no me estreses que ya me he casao, déjame vivir un poquito tranquila, hombre...

En fín, que no se si será egoísta por mi parte, o responsable por mi parte (no me veo responsabilizándome de una criaturita todo el día), o simplemente que tengo otras prioridades, pero no quiero ser madre de momento, y por unos pocos momentos seguidos. Pero me parecen muy valientes las que sí lo quieren y las que los son.

Un beso, guapa

María dijo...

Ana, muchas gracias!!

Yo es que veo cosas que me alucinan:

1.- No hace falta casarse para tener un hijo... de hecho, no hace falta ni tener pareja!!! Es que no comprendo que la gente me insista a mi para que me case y tenga niños y mire mal a una mujer que decide inseminarse estando soltera, o tener el bebé fruto de una noche loca con un tío cualquiera... PERO SI ELLA QUIERE Y YO NO, LECHES!!!

2.- ¿Egoísta no querer ser madre? Igual de egoísta que serlo. Lo haces porque quieres y te hace feliz. Punto redondo.

Anónimo dijo...

Yo siempre decia que la maternidad no era algo que me llamase, que el hecho de no tener hijos no me daba ni frio ni calor, mi vida estaba plena sin necesidad de ellos. Y si, a mi también me gustan los niños...
Con el tiempo y pareja estable, al final he tenido una hija, ya tiene cuatro años y si por mi fuera ahora tendria tres o cuatro (pero aun conservo algo de raciocinio, poco...). Pero nada de reloj biologico (y tengo cuarenta), fue una idea que maduro poco a poco, a mi pareja le apetecia, lo piensas, lo sopesas...
Ahora pienso que ser madre es la ostia, asi sin mas. Pero como es algo que no puedes probar (los niños no se pueden devolver) y que solo cuando lo vives sabes como es veo tonto intentar convencer a nadie de lo maravilloso de la maternidad.
Entiendo todas las posturas y todas son validad, nadia mas que una misma sabe que es lo que realmente desea.

Un beso

Maite

María dijo...

Maite, tú caso me recuerda al de una amiga, que, pese a que siempre la vimos "mamá" (le encantan los niños, no decía "no", pero tampoco se lo planteaba...) no tuvo nunca prisa.

Y un día, "de repente", su pareja y ella se sentaron y dijeron "pues sabes qué, me apetecería tener un niño".

Y lo tuvieron. Una niña, concretamente. Y son super felices, porque además fue una niña muy deseada, muy pensada... asumida, vamos. Ahora, eso sí, con lo madraza que es, jamás la oirás decir "tendrías que probar".

Lo primero que nos dijo fue "esto te cambia la vida, hay que pensarlo seriamente antes"

Hahi dijo...

Mi chico y yo decidimos adoptar como primera opción para ser padres... y no veas lo que hemos tenido que oir. Es una decisión muy pensada; primero la decisión de querer ser padres y segundo la de ser padres a través de la adopción internacional.
La gente no entiende porqué no queremos quedarnos embarazados. La primera frase que oímos es "Pero, ¿si podeis tener hijos vuestros, porqué?". Y a continuación un montón de tonterías sobre hijos adoptados que nunca se atreverían a decirle a alguien que adopta porque no puede físicamente tener hijos. Parece increíble lo que pueden soltar por esas boquitas...
La primera idea es que yo no quiero quedarme embarazada para no "estropear" mi cuerpo!!!! Por Dios! Que parece que no me hayan visto y que no me conozcan! A mí me gusta mi cuerpo, estoy encantada con él, pero no está precisamente como para conservarlo en formol.
La segunda idea es que un hijo adoptado no es como uno biológico, que no los vamos a querer lo suficiente y que al final tendremos que tener uno propio de verdad para "sacarnos la espinita de ser padres". Y esto, dicho de la manera más clara posible, opinando sobre nuestra vida y nuestros futuros hijos como del precio de los tomates.
En fin, que la sociedad ha evolucionado y las mujeres (y los hombres, también) podemos elegir si queremos o no ser madres, cuándo, cómo, dónde y con quién. Y al que no le guste, que no mire.
Muxus dsd Bilbao!!!

María dijo...

Hahi, qué fuerte!!!

Otro ejemplo increíble de falta de respeto de una decisión que al resto, así, hablando en plata, debería traerles al pairo, vamos.

Mi chico siempre ha dicho que, en caso de decidir ser padre sin ser por "cuasas mayores" (si me quedase sin querer, por un fallo anticonceptivo, por ejemplo, pues el planteamiento sería diferente, tendríamos que pensarnos si lo tenemos o no), preferiría adoptar, y la verdad, lo encuentro coherente con sus principios.

Chica, en mi opinión, si es lo que quereis, ADELANTE, ENHORABUENA, Y QUE LE DEN AL RESTO!

Anónimo dijo...

Chica lista tu amiga....

Si es algo que ademas de desear has de pensar mucho. Una de las mayores estupideces que se pueden hacer (es mi opinion personal desde luego) es tener un hijo para salvar una relacion...las relaciones se resienten con la llegada de los niños. Desde mi punto de vista es al reves, "mi relacion es fuerte y esta afianzada, bueno pues me planteo el tener hijos"...
Es una gran decision, yo ahora soy feliz y disfruto muchisimo de mi hija, pero también pase por malos momentos... de repente te ves con una personita en brazos y un mogollon de sentimientos dando por saco, y tu pareja tambien...buffff...
Si algún día tu forma de pensar cambia, sabras de lo que te hablo. Mientras no puedes echar de menos algo que no conoces...por mucho que la gente se empeñe en ello.

Besos

maite

María dijo...

Maite, exactamente eso es lo que siento!!!

Y me alucina, como a tí, la gente que piensa que un hijo afinaza una relación. Afianza una relación ya afianzada, porque un niño no es superglu, no arregla nada... si sólo los dos nos sois capaces de resolver los problemas, teniendo tiempo para ello, a ver cómo coño los afrontas si no tienes tiempo ni de mear... porque un bebé, sobre todo al principio, es 100% dedicación. Y eso no hace falta ser madre para saber eso.

maba dijo...

yo deseo ese futuro post!

el comentario de Hahi me ha dejado helada!

las tres preguntas de este país:
- cuándo os casais? y te casas
- para cuándo el niño? y lo tienes
- no vais a por la parejita?

coño, por qué la gente no pregunta qué libro estás leyendo o si hace mucho que no vas al cine?? qué manía con las preguntas personales!

la mejor? a mi me preguntaron hace poco que si no iba a por la parejita..porque tener uno solo..(como bien decías tú antes) yo, a veces, creo o que me están vacilando o que la gente es muy osada

besos

Anónimo dijo...

100% dedicacion y... falta de sueño, mil y un "lo estaré haciendo bien?", fisicamente estas fofa/floja/dolorida/cansada, has dejado de ser "visible" ahora solo ven al bebe (a ti que te den! jajaja), la casa parece un campo de batalla, la intendencia domestica se complica y la vida social también, todos quieren conocer al bebe y tu has de sonreir y agasajarlos en sus visitas...etc...etc...etc...etc...

De la vida sexual ni hablamos, por lo menos en mi caso, los primeros meses (si, meses) era la ultima (pero ultima) de mis preocupaciones...

Eso si, ver dormir a tu hijo no tiene precio...para todo lo demas... jajajajaja...

Otro besazo guapa

Maite

PD.-perdón por las faltas de ortigrafia, estoy en el curro haciendo mil cosas a la vez

María dijo...

Maba, yo sé de quien sostiene que tener unos sólo es muy egoísta, porque claro, cuando los padres sean mayores, tendrá que hacerse cargo sólo de ellos... y yo pienso, ¿o sea, que tienes hijos para que te cuiden cuando estés mayor? ¿y eso no es egoísta?

Anónimo dijo...

Maba, y si tienes dos te diran un "ni se te ocurrirá ir a por el tercero, verdad?? con los tiempos que corren..."

Si todo es por tocar las narices, na mas...

Maite

María dijo...

jajaja, Maite, es que te leo y oigo a mis amigas madres, jajajaja

Que luego, lo sopesan y dicen: volvería hacerlo sin duda alguna. Pero sin duda pierdes cosas, aunque ganes otras

María dijo...

Y si tienes dos del mismo sexo, te dirán "a por el tercero, que va la vencida".

¿Y si yo sólo quería niños? ¿o niñas?

Anónimo dijo...

Que si Maria, que ya te digo que yo tendría más hijos casi sin pensarlo (pero lo pienso y mi pareja también...) a mi me llena de una forma increible...pero eso lo se ahora, antes estaba en babia...

Si, eso hizo mi tia, buscar la niña...al quinto dejo de buscar ;-P

Maite

María dijo...

jajajaja.

Yo tengo unos tíos ateos, casados por lo civil, que tienen cinco hijos (aclaro lo de ateos porque con cinco mucha gente pregunta si son del Opus).

Tendrían 15 si pudiesen mantenerlos, seguro. Y fueron 4 chicos, y la quinta, chica, y todo el mundo dando la matraca "claro, ahora que ya teneis la niña, parareis"... pues no, paramos porque no podemos mantener más... pero si pudiésemos, tendríamos mil, y como no podemos, paramos aunque este hubiese sido chico

María dijo...

jajajaja.

Yo tengo unos tíos ateos, casados por lo civil, que tienen cinco hijos (aclaro lo de ateos porque con cinco mucha gente pregunta si son del Opus).

Tendrían 15 si pudiesen mantenerlos, seguro. Y fueron 4 chicos, y la quinta, chica, y todo el mundo dando la matraca "claro, ahora que ya teneis la niña, parareis"... pues no, paramos porque no podemos mantener más... pero si pudiésemos, tendríamos mil, y como no podemos, paramos aunque este hubiese sido chico

Anónimo dijo...

vaya! No soy la unica que prefiere adoptar antes de tenerlo fisicamente. Y que por que? porque si. Y eso que no tengo claro si quiero hijos! Y sin prisa ninguna por aclararme tampoco. Ademas, es 'facil' quererlo si lo pares tu y 'mira, se parece a tu padre/hermana etc..' pero y si no lo pares tu ni se parece a nadie? a esa gente que insiste que hay que ser madre le seria tan facil quererlo? Muchas veces pienso que la gente no quiere hijos, quiere copias jovenes de si mismos porque se imaginan que 'como no voy a perpetuar una maravilla como yo' o para que los hijos cumplan los sueños que ellos no han podido cumplir ( y anda que no hay de estos!) o para que los cuiden de mayores. Vamos egoismo o inversion o vivir la vida a traves de otro. Por lo menos nuestros abuelos/bisabuelos lo tenian claro, habia que tener hijos para que trabajasen el campo y reventarse ellos menos la espalda. Una inversion, vamos. Si lo mejor de todo es no engañarse a uno mismo!

María dijo...

jajajaja, es que visto así "voy a tener 11 hios, todos futbolistas, para que me saquen de pobre".

Jajajajaja

Anónimo dijo...

Ay! nena...si vas metiendo en una hucha todito el dinero que te gastas en un hijo pongamos...hasta los 25 (optimista que me siento hoy) la cacho-pedazo jubilacion que te puedes pegar es de traca!!

Si yo tengo el salón que parece la sección de juguetes de el Corte Ingles!!!! tu sabes la de pasta que es eso???

Ayer: "mami, cuando me crezcan los pies me puedo poner tus tacones??" o "a mi me gustan los coches asi sin techo, pero sin nada de techo, mira como ese de la estrella!!" (cuatro años, y no sigo que me pierdo...)

Maite

María dijo...

JAJAJJAJAJA

Maite, qué grande tu niño!!! jajajajaja

Mi hermano, de pequeño, soltó la siguiente perla un día que salíamos todos juntos de casa:

"Mamá, papá, y cuando yo me case, ¿a dónde os vais a vivir los demás?"

JAJAJJAJAJAJA

Anónimo dijo...

Vale!! gana tu hermano!!jajajajajaja...

Esta en la edad, ahora tiene muchas de esas y te partes, pero no solo ella, sus "amiguitos" son te traca...

Es una edad muy dulce para mi, ahora soy dios (soy atea asi que me lo puedo permitir), soy la más guapa, la más alta, la más lista...soy lo más mejor del mundo mundial!!. Eso si el dia que me quiten el pedestal el rejostio que me voy a meter va a ser pa perder los dientes...pero mientras...

Maite

María dijo...

mientras a disfrutar, qué menos!!! jajaja

Rub dijo...

65 comentarios? Jesús, María y José (que eran una familia, en la que ella fue madre sin darse cuenta. Ten cuidado no te vaya a pasar lo mismo; sobre todo porque P. no sé yo si tendría la misma resiganción que José).

La verdad es que te entiendo. Ayer cerramos el ciclo de la vida en este año: hemos estado en comuniones, bodas, entierros, y ayer un nacimiento de una amiga de lamari; quiero decir de la hija de una amiga de lamari. Lo que ocurre es que hace tiempo que mis amigos de la adolescencia se casaron y ya tienen su hijo/a o hijos/as. Así, en plural y sin anestesia. Me convencí a mí mismo de que llevábamos diferentes estilos de vida y asunto resuelto. El problema es que los amigos que te haces en la juventud, con los que compartes un estilo de vida parecido, ya están teniendo churumbeles y casándose. Hay bodas que directamente no te las crees, porque te dices que no creías tú que fueses a ver el día en que fulanito o fulanita se casara. Y cuando ya ese fulanito/a tiene un hijo/a, pues te da un zurripitraco existencial y piensas si te estás quedando atrás, si eres un egoísta cabrón, si se te va a "pasar el arroz". Jesús, maría y José, qué angustia me está entrando. Voy a hacer un arrocito y esperar que no se me pase, como paso de seguir comentando. Sazonaré con Orfidal...

Mirash dijo...

A mí la verdad es que tampoco me atrae nada. Sé que me queda mucho para siquiera tener que planteármelo seriamente, pero ya de lejos me huelo que no valgo para ello. Incluso mis propios padres me lo dicen, quizás porque me gusta demasiado estar sola, qué sé yo.
El caso es que conozco a bastantes parejas que han tenido hijos por el simple hecho de que era lo que se supone que tenían que hacer, pero luego no han cuidado bien de ellos. Y también conozco chicas de tan sólo 19 años que tuvieron hijos a propósito y están tan felices por ello, y era algo que les interesaba más que tener una carrera. Puede que hayan perdido una buena parte de su juventud, pero sé que sus hijos han salido mucho mejor criados que los de otras parejas más mayores. De todos modos no sé por quñé hablo de ello, porque al fin y al cabo son sus vidas y yo no sé lo que pasa realmente por sus cabezas. Eso sí, como tú dices María, es algo que no puedes hacer a la ligera, porque es la vida de una persona y su entorno las que dependen de ello. Besos.

María dijo...

Rub, pasa de sazonar con Orfidal que luego da sueño.

Yo creo que son cosas que pasan, y que hay que meditar y aceptar. Cada uno lleva el ritmo que lleva en su vida. En la tuya, por el motivo que sea, los niños aún no han entrado. Igual nunca entran nunca. O igual mañana te llevas una sorpresa. O pasado te sientas con lamari, y decís: oye, mira, es el momento.

Para esto, como para casi todo en mi vida, mi máxima es: casa persona, un mundo.

María dijo...

Mirash, has sacado un tema interesante: el de quien, muy joven, decide tener un niño. Ese es otro caso de "mal mirados", porque supuestamente pierden parte de sus vidas... si lo han meditado, si lo han pensado, si lo tienen claro... ¿a qué coño se mete nadie a opinar?

Suponiendo, claro, la autonomía económica para mantener al churumbel.

monnÏ dijo...

Es que la gente opina de todo!!! Me pongo de los nervios leyendo los post, pasa en todas partes!!

- viviendo en pareja, me dejaban en paz, fue casarme y que para cuando
- cuando tuve a mi primera hija, que para cuando la parejita
- cuando tuve la segunda hija, ahora vas a tener que seguir buscando para tener el niño
- estoy embarazada del/a tercer@, y hay gente que dice que claro, como solo tengo niñas.. pero es que, alucino ¡la de regañinas que me echa la gente! ¡Cómo que sigo teniendo hijos por Dios, que si es que soy del opus, que qué valiente/salvaje/inconsciente soy...
Tengo los hijos que me da la gana!!!
1.- porque quiero
2.-me da igual el sexo que tengan, no colecciono razas ni sexos de hijos
3.- los cuido yo! los mantengo yo!!
Jesús!! que descarada soy, con los tiempos que corren, que la gente no puede comprarse un piso y yo venga a tener hijos..

..en fin, ya me he relajao, jejeje, gasto más en pañales que en cenas en la calle, pero es porque me da la gana, joder..

Mi frase ante esos comentarios siempre es "la gente, que se mete en tó"..

monnÏ dijo...

Se me ha olvidao decir que mi madre flipa conmigo, porque a mí, no me gustan los niños, nunca hice buenas migas con mis sobrinos, no me muero con los bebes de los demás, ni se me cae la baba con los crios por la calle.. Soy muy rara (eso también lo dice mi mader, mira tu..) no me gustan los niños, me gustan los míos..
Cuando estaba embarazada de la primera, me dijo un día en un bar "mira el bebe de pepita qe grande está.." yo miré así de mediolao y seguí a lo mío, y mi madre se partía ¡qué clase de madre vas a ser! si no te gustan los niños! ni ahora!! jajajja
De vez en cuando se acuerda de eso, y reconoce que no se me da mal del todo..

noa dijo...

Tema peliagudo. Como sabéis, me acabo de casar (jajajaj como para no saberlo) y lo primero que me preguntan es cuando voy a ser madre. A mí me pasa como a Pink y a tí, no voy a escupir hacia arriba, pero no me apetece, no me apetece nada. Lo que sentiré dentro de unos años, no lo sé, pero esa es mi decisión a día de hoy e igual que respeto que otras mujeres deseen ser madres, que ellas respeten mi decisión de no serlo. Ahhh y eso de que el fin del matrimonio es tener hijos, me da una risa que no veas. Feliz rentree

Patricia dijo...

Nunca me ha llamado la maternidad y mi pareja y yo decidimos que no queremos tener hijos, cosa que me parece importante compartir porque conozco parejas que han roto por no llegar a un acuerdo en este tema.
Ahora con 38 ya ni siquiera puedo decir que tengo tiempo para pensarlo, desventajas del ciclo femenino, pero cada día estoy más convencida de que no quiero ser madre.
Como estoy hasta el moño de que me pregunten y me digan que sería buena madre y bla, bla, bla he pasado al plan borde. Así que ahora, cuando sale el tema y se me hinchan las gónadas, digo con cara de gran pesar que no puedo tenerlos y no veais lo cortados que se quedan algunos. Jódete, por preguntar!. ¿Acaso me meto yo en tu vida?. Pues leches, dejadnos en paz! Ya está bien de organizar la vida de los demás. Soy muy feliz con mi novio y mi perro y no me siento en absoluto incompleta, probablemente me pierdo cosas maravillosas pero no tengo ataduras y decido libremente qué hacer con mi tiempo.

Saludiños,

Anónimo dijo...

monnï, a ti te gustan tus hijas como a mi me gusta la mia, que seas madre no quiere decir que seas "neneira"....si solo tuvieran hijos los que babean ante la presencia de un bebe malo.
Estas del tercero?? jajaja...vaya, si que vas a descontar los impuestos esos...jajajaj

Un besazo

Maite

monnÏ dijo...

Jajaja!! sisi, Maite, yo hago mucho gasto de columpios, pero estoy haciendo sitio en mi enano-garden pa meter uno del parque.. ; D

ElPajarito dijo...

Ay Darling, como bien dices, esa decisión es TAN personal e intransferible de cada uno (y de la pareja según el caso, of course). Me parece una estupidez que el resto del mundo pretenda decir a otra persona si debe o no tener descendencia, o adoptarla. A mí me gustan los niños, no en vano tengo 15 sobrinos, pero me gustan un ratito, luego sus progenitores que se los lleven a casa. A mí me encanta malcriarlos, comprarles pijadas a montones y esas cosas, ser el tito enrollado, pero de padre no me veo para nothing. Y será muy egoísta y todo, pero no creo que vaya a cambiar de opinión. También entiendo que el punto de vista masculino igual es distinto que el femenino. Pero vaya, que yo te diría que sigas disfrutando de tu no maternidad y si algún día te viniese el instinto, pues ya evaluarás tus circunstancias entonces y ya verás qué haces, pero desde later que no dejes que te diga nadie si debes parir o no, ni cuándo, que no eres una vaca de granja, muy au contraire ;-)
M'ha encantao el post.
Bss Mil,

ElPajarito
PD- El comment de infancia de tu hermano creo que te lo leí en otra ocasión ya, me parece lo más jajajajajajaja

NUT dijo...

Genial el post! Me identifico muchissimo!
Estoy totalmente de acuerdo contigo Maria, yo ya estoy cansada de las preguntitas de marras y de las opiniones machistas.
Llevo 13 años con mi chico, de los cuales 7 de convivencia, y sin pasar por la vicaría...
Primero fue "¿cuando os casaís?", pero como nos hicimos pareja de hecho, esa pregunta pasó a la historia...ahora toca "¿para cuando un churumbel?"
Y las perlas que tuve que oir del estilo: "una mujer no se realiza hasta que no tiene hijos", o "que egoistas sois los jóvenes de hoy en día...", y las dos en boca de hombres...

Es muy triste que todavía exista gente que pase por el aro sólo porque es el camino marcado, y según ellos, el único.
En la vida hay que evolucionar!xD!

Tengo la suerte que mis amigas, casi todas ellas con 2 hijos cada una, han respetado mi opción, al igual que nuestras familias, nadie nos ha faltado al respeto, y lo han aceptado.

Me parece admirable las personas que desean tener hijos, y luchan por ellos, pero me parece triste que se tengan porque si, porque toca, eso me parece un error colosal.

Nunca digo de éste agua no beberé, y reconozco que a veces, me pica la curiosidad de estar embarazada, o tener a una personita de tu sangre, pero cuando lo pienso friamente, y en la responsabilidad que conlleva, prefiero no dejarme llevar por el reloj biologico.

Aún no me ha llegado la hora, lo siento así, y si no llega nunca, no me rasgaré las vestiduras, porque no hay sólo un estilo de vida, hay muchos, y todos son válidos.

Así que, olé por todas las madres, olé por todas las MUJERES!:D

pinkocha dijo...

Ah, se me olvidaba decir que soy de las que, si algún día se le activa el reloj biológico, creo que adoptaré. No voy a hacer una de mis sarcásticas comparaciones porque sé que puede ofender a muchos, pero tengo motivos más sólidos que evitar que hereden la nariz del padre, je, je.

María dijo...

jajaja, Pink, te comprendo... heredar mi nariz tampoco debe ser motivo de alegría, jajajaja

Ahora en serio: miles de niños buscan hogares adecuados... sin menospreciar -ni de lejos- la maternidad biológica, ¿qué tiene de malo la adopción como opción maternal o paternal?

Berta dijo...

Gracias. De verdad. Necesitaba oir (leer en este caso) a alguien con quien pudiera compartir opinión en este tema tan delicado. Coincido contigo: me gustan los niños. Pero no quiero uno. Para mi, el hecho de que las mujeres seamos biológicamente capaces de tener hijos no siginifica que obligatoriamente tengamos que hacerlo. Estoy un poco cansada de que se considere, incluso entre mis amigas veinteañeras, que "lo natural" es ser madre, o de escuchar de boca de otras mujeres que una mujer no está completa hasta que no tiene hijos (eso supone denigrar a aquellas que por impedimento biológico o médico no pueden tener descendencia, o aquellas que como tú, yo y otras tantas, no queremos). Y harta de que no se considere mi elección de no ser madre como algo igualmente válido y natural que serlo. Así que muchas gracias por este post que me ayuda a ver que no estoy sola. Besos!!

Anónimo dijo...

Hola,
Enohorabuena por tu blog.

Tengo dos hijas que son lo más de lo más, pero confieso que si su padre no lo hubiese tenido tan claro no estarían en este mundo; yo no he tenido instinto maternal antes de tener hijos en mi vida.

Por supuesto, estoy de acuerdo en que tener o no hijos es una decisión que no interesa más que a quien le afecta, y me sorprende que a estas alturas de la película la peña se obstine en organizarle la vida al resto, algo que a juzgar por los comentarios es bastante habitual. A mí nunca me ha pasado,

Está claro que tenerlos debería ser producto de una decisión meditada, y estoy de acuerdo en que tener hijos te cambia la vida, pero tampoco comparto la visión de mucha gente (y de algunos comentarios) según la cual, cuando tienes hijos, se acabó lo que se daba. Es verdad que los primeros meses, sobre todo para quien no tiene ayuda, son complicados, pero joder, no vives con un bebé toda tu vida, que los niños crecen. Y que en muchos casos tienen padre, que también arrima el hombro (y si no lo arrima, será porque se lo consienten...)

Y aunque me identifico mucho con quienes pasan de la maternidad (yo durante mogollón de años), me revienta la típica tía petarda que te dice que ha decidido no tener hijos para disfrutar de su relación de pareja, como si ambas cosas fueran incompatibles... De la misma manera que los hijos no sirven para recomponer relaciones estropeadas, tampoco son la causa de que éstas se deterioren, al menos eso creo.

Sorry por el comentario tan largo...
Guiomar

María dijo...

Berta, gracias a tí. Me alucina que este tma, que para mi "nacía muerto" por evidente, esté dando tanto juego!!!

María dijo...

Guiomar, no te disculpes!! Gracias por el comment, desde luego, y por contar tu experiencia.

Como ya comentaba en el post, me dejan K.O. esas mujeres que, cuando digo que no quiero tener niños, me dicen "claro, es que un niño resta mucho tiempo, así disfrutas más de tu preja/carrera/ocio".

Ya lo he dicho, y lo diré mil veces: no creo que ser madre sea incompatible con la vida en generla, vaya gilipollez. Sí, los primeros meses -o el primer año- la vida se acelera. Lo he visto en mis amigas. Pero ninguna de ellas ha dejado de salir a tomar algo -sales menos, pero sales-, de viajar -viajan menos, pero viajan-, de disfrutar de su pareja... simplemente cambia!!!

Ole por ser tan clara en tus ideas y en tus exposiciones, y por saber disfrutar de la vida, con y sin niños!!

Anónimo dijo...

Tienes toda la razón del mundo. Yo sí soy madre porque QUISE serlo pero, en este mundo de madres y padres, he conocido a un montón de gente que tienen hijos porque "es lo que toca". me explico.
Llegamos a una edad en que nuestros hermanos tienen hijos, nuestros amigos y primos y vecinos también...
y hay personas, que sin pensar en los pros y los contras de tener familia, los tienen porque hay que tenerlos y punto.
En vez de admitir que NO quieren ser madres, se convierten en madres sin desearlo realmente ¿y luego te llaman a tí egoista?

un beso, guapa

Yolanda de Bilbao

María dijo...

Yolanda... como los que se casan "porque ya era hora", aunque eran super felices así, arrejuntaos, o cada uno en su casa... o los que opositan porque "es seguro", pero les encantaría montar una tienda de piruletas, que les daría de comer igual (las piruletas son un valor seguro, jajajaja), pero claro, no es lo mismo socialmente... ay, cuánto borrego suelto!!!

Menos mal que aún hay quien es madre/padre porque le da la gana y punto!!

Patricia dijo...

Un libro que recomendar sobre el tema. Intenta desmitificar el hecho de que la culminación de ser mujer pasa por ser madre. Está escrito por una psicoanalista francesa madre, a su vez, de dos niños(lo contrario tendría poca credibilidad). Tiene muchos detractores porque a veces es bastante dura y no tiene pelos en la lengua, pero si a alguien le puede ayudar para sacar alguna conclusión, bienvenido sea. Es una visión desde el otro lado, cosa que suele escasear. No estoy de acuerdo con todo lo que dice pero es un discurso diferente que poder contrastar con otros diametralmente opuestos.

Corinne Maier. No kid, 40 buenas razones para no tener hijos. Ed. Península.

Saludiños

María dijo...

Mmmmmm... interesante, Patricia... investigaré al respecto...

Yaiza dijo...

Cuántos comentarios!!! No me he parado a leerlos todos, pero te cuento. Yo siempre supe que quería ser madre, por eso entiendo perfectamente que tú siempre hayas sabido que no querías. Pero lo que te quería comentar en realidad es un comentario tuyo un poco más arriba sobre que si te molaría experimentar un embarazo y el parto. Ufff! qué quieres que te diga? Yo estaría embarazada siempre. Lejos de parecer frívola, es cuando mejor me he encontrado: unas tetas estupendas, la piel y el pelo perfectos, guapísima, vamos (que no tengo abuela). Y lo del parto...los míos, distintos los dos, pero estupendos.

Anónimo dijo...

El embarazo, fue el periodo más feliz de mi vida..!! y nunca pensé que fuera así, me sentía, "sexy", "mujer",guapa..y era como que esa personita que crecia en mi, era solo mía..!!

Fui madre, por decisión!, lo elegí.

Soy economista, trabajo fuera de casa, y ser madre, ha sido muy, muy duro, el tema de la conciliación es algo que nos han vendido, y desde luego, ni superwomans,,ni nada.!!

La maternidad te da muchas satisfacciones, pero requiere un sacrificio. Si una decide no hacer esos sacrificios y no ser madre, tiene todo el derecho del mundo, y es profundamente respetable.

Supongo que lo peor será..ahora soy joven y decido no ser madre, pero y si luego te arrepientes, y el rejol biológico se ha ido?, esa es la disyuntiva que se encuentran muchas de mis amigas.

BESOS
Anonima, de 37.

Anónimo dijo...

Soy madre RECIENTE, tan reciente que mi pequeño tesoro acaba de cumplir 1 mes de vida. Ahora mismo duerme a mi lado y es lo más MARAVILLOSO que tengo, estoy 'enamoradísima' de mi bebé.

Quería ser madre desde siempre, pero al igual que tu decisión de no ser madre te ha puesto en dificultades para que la entiendan, mi decisión de ser madre COMO QUIERO me ha traído muchos problemas por no someterme a las supuestas normas establecidas de 'la maternidad'. Mi embarazo ha sido los 9 meses más HORRIBLES que jamás he experimentado en mi vida, desde el primero hasta el último, declararlo así, tan rotundamente ante nadie supone la más terrible de las ofensas, ¿por qué? porque se supone que el embarazo es el estado físico más maravilloso para una mujer.

Yo NO QUERÍA un parto natural, quería un CESÁREA, no me interesaba experimentar ese TRAUMA físico llamado parto. NO quería darle el pecho a mi hijo teniendo A MI DISPOSICIÓN otros métodos para la lactancia. Y no quiero otro hijo, con uno me basta!, no puedo mantener ECONÓMICAMENTE otro niño pues he decidido educar a mi hijo siguiendo unos parámetros que suponen un desembolso económico bastante AMPLIO. Todo esto lo he conseguido COBARDEMENTE haciendo una cosa tan simple como MENTIR y todo para no someterme a un juicio moral de la sociedad, pues prefiero mentir a tener que pasar el resto de mi vida justificando mis acciones.

Todos tenemos derecho a elegir libremente pero por lo visto no tenemos derecho a disfrutar libremente de esas elecciones.

Calipso dijo...

sin duda, lo importante es respetar las decisiones de cada uno. Ya está bien de juicios, prejuicios y perjuicios.

Yo sí quiero ser madre, pero comprendo tu postura y me parece estupendo que la defiendas del modo en que lo haces.

MARIETA dijo...

Me gustaría saber que todo va bien...
Qué raro esto de internet, no?? Que de vez en cuando te preocupas por cómo le estarán yendo las cosas a los demás!! Espero que bien.
Saludiños.