EL DESHUMIDIFICADOR -En diez incómodos y alucinantes pasos-

Tengo un deshumidificador.



Puede parecer una estupidez contar esto, pero os aseguro que no lo es.

Un deshumidificador es un aparato que, a priori, sirve para eliminar el exceso de humedad en el ambiente.

Nos lo compramos hace casi dos años. Vivimos en un apartamento maravilloso, con habitaciones amplias, luminoso, céntrico… y enclavado en un edificio más viejo que el mundo, donde la humedad es la reina. El primer invierno lo fuimos llevando, pero el segundo… así que nos plantamos en una de esas superficies mega modernas de la muerte, en las que te asesoran, te entienden y te aconsejan, para luego clavarte 300€ por una carcasa de plástico con motor. En fin…




Llegamos allí y un chico muy majo y más largo que un día sin pan nos atendió. Le explicamos el caso, y nos dijo, muy serio “lo que necesitáis es un deshumidificador”. Y nos enseñó varios.

Uno era muy grande. Otro muy pequeño. Uno tenía 5 litros de capacidad. Otro, 15. Había uno que consumía la electricidad que se necesita para iluminar el Bernabeu, pero no te quedaba humedad ni en el lagrimal. Otros no consumían nada, pero costaba lo mismo que un Alfa Romeo…

Total, que P., que es muy listo y ya tenía experiencia con el asunto –en casa de sus padres el problema es el mismo o peor- preguntó “¿Cuál es el más silencioso?”… y ese nos llevamos.

Llegamos a casa con nuestro flamante aparatito de plástico, y lo conectamos. Era verdad, era silencioso… los 15 primero minutos, porque en cuanto cogía velocidad el cabrón se ponía a aullar como un helicóptero de los Geos.

Mosqueados, lo apagamos y lo volvimos a encender… y funcionó bien… una semana. Luego, volvió a convertirse en una fuente inagotable de ruido, sólo que esta vez sonaba… no sé cómo explicarlo. Sonaba… raro. Como si tuviese una pieza suelta dentro. Así que lo llevamos a la tienda… y en ese momento comenzó…




… EL ALUCINANTE VIAJE DE UNA PAREJA TRATANDO DE ARREGLAR UN DESHUMIDIFCADOR

1.- Nos plantamos en la tienda y el mismo muchacho largo como un día sin pan nos dijo, con la misma sonrisa, que no podían ayudarnos, que ellos sólo se hacían cargo de devoluciones con embalaje sin abrir o reparaciones en la primera semana, y que como habían pasado 10 días, no nos podían ayudar.

Discutí con él, porque sé que la ley ampara casos como este, y el distribuidor es el responsable de enviar el aparato estropeado a la casa oficial el primer año… pero como no quería caer del burro y yo quería mi deshumidificador, le pedí la dirección de la casa oficial.






2.- Nos plantamos en la casa oficial e hicimos una paciente y nada agradable cola de más de 30 minutos, hasta que fue nuestro turno. Nos acercamos al mostrador, y de repente, la dependienta suelta “¿eso es un deshumidificador?” (lo llevábamos en su caja, de 1m por 1m, con foto por fuera…). “No, es una plancha grande”, pienso para mis adentros. “”, respondo. “Uy, pues los deshumidificadores los arreglan en otra casa”… Como no entiendo por qué, pregunto. Como no saben por qué, no contestan… pero consigo que me den la dirección de la otra casa oficial, y allí que nos vamos.






3.- Cuando llegamos a la otra casa oficial, nos encontramos con que está en obras. Vaya panorama. Saltando tablones entro... “Perdone, pero esto está cerrado”, me dice un tío con mono azul. “Pero si son las 18.00”, digo. Al parecer lo que pasa es que el local al que tengo que acudir es el de al lado. Vaaaaaaaaaaaaaale… allí voy.

Entregamos el deshumidificador explicando qué le pasa, y nos dan un resguardo.






4.- Quince días después recogemos nuestro aparatillo, felices cual perdices (por aquel entonces, ya pleno mes de diciembre, la humedad era una especie de compañera de piso). Llegamos a casa, lo conectamos… y hace ruido!!!!

Pienso para mis adentros que la culpa es mía por no haberles pedido que lo probasen delante de mi, pero como no tengo el poder de volver atrás en el tiempo, y como me hace falta el deshumidificador, aunque sea ruidoso, decido usarlo ese invierno igualmente y llevarlo de nuevo a arreglar en primavera.






5.- En primavera volvemos a llevar el aparatito a la casa oficial. Les explicamos que sigue haciendo ruido, y se lo quedan. Nos lo devuelven un par de semanas más tarde, y funciona correctamente algo así como una semana, tras la cual vuelve a parecer el sputnik despegando. Mierda.

Como ya la cosa es un cachondeo, optamos por hacer que no lo oímos. Lo ponemos a funcionar cuando nos vamos y lo desconectamos al volver a casa. Un show.






6.- En estas estábamos cuando, de repente, en el mes de febrero del presente año, la víspera de nuestro viaje a Londres, mientras hacíamos la maleta, nos damos cuenta de que algunas de las prendas están algo húmedas, así que ponemos el tendedero interior en la cocina, metemos dentro el deshumidificador, y cerramos la puerta… a los cinco minutos no oíamos nada. Al principio estábamos encantados… pero luego empezamos a sospechar. Y nuestras sospechas se materializaron cuando abrimos la puerta de la cocina y vimos –y oímos- que el maldito bicho de plástico no funcionaba.





7.- Al regresar de Londres nos plantamos de nuevo en la casa oficial –insisto, mes de febrero- y les dejamos allí al hijo tonto este que nos ha salido. Nos dieron el resguardo de nuevo, y nos dijeron que nos llamarían…

…pero en marzo aún no habían llamado. Decidimos, entonces, llamarles nosotros. Cogimos el resguardo para buscar el teléfono, y resulta que… no tienen!!! Buenoooooooooooooooooooo… madre mia…





8.- Unas semanas después, y viendo que ni Internet, ni las páginas amarillas ni el 11811 y análogos tienen el teléfono del local, nos pasamos por allí… para comprobar que no tienen arreglado el aparato. Bueno, en realidad lo que descubrimos fue que no lo tenían, y punto. Según ellos lo habían enviado a reparar (¿pero no lo trajimos aquí para eso?, pensé yo). Como me olió a chamusquina, les pedí el teléfono, pero resulta que no tenían de verdad… ay, señor!!!!




9.- En mayo volvimos a pasarnos, porque como no nos llamaban… Después de rebuscar en el almacén y no encontrar nada, nos dicen que no está listo aún. Que ya nos llamarán. La primavera termina, llega el verano… y aquí no llama ni dios. Mosqueada, se lo comento a P., proponiendo volver a pasar, y me dice “No mujer, ahora ya espera al invierno, que en verano no lo vamos a usar. Además, quedaron en llamar.” Pues también es verdad.






10.- El pasado lunes, en un arrebato de cordura, P. y yo nos fuimos de nuevo a la casa oficial de los cojones (y perdón por el lenguaje). Llegaba octubre, y con él la amenaza de lluvias, y las humedades de nuevo.

Me acerqué al mostrador mosqueada, pregunté por mi deshumidificador… y al poco una señora salió del almacén arrastrándolo. Tenía más polvo que el arca de la alianza y cuando le exigí que lo encendiesen para comprobar que lo habían arreglado de verdad un par de insectos muertos salieron de su ventilador. En vista del panorama, pregunté

“¿Cuánto tiempo lleva esto arreglado ahí detrás, en el almacén?”

La buena mujer mira un albarán, y me responde

“Desde el 10 de marzo”.




Y NO TENGO NADA MÁS QUE CONTAR.


SENCILLAMENTE ALUCINANTE.





SUENA EN MI I-POD: “Breathless”, del lp “In Blue”, un trabajo de The Corrs que me trae muy buenos recuerdos de un verano muy divertido en el que compaginé trabajo y fiesta hasta extremos increíbles. En el fondo, pese a los Servicios Técnicos Oficiales, la vida mola mogollón.

55 comentarios:

Eva dijo...

A mi me pasó algo ni remotamente parecido a lo tuyo con el puñetero TDT con DVD, que si el mando no funciona, te mandan otro, que el TDT no funciona, te mandan otro (que tampoco funciona bien), asi unas tres o cuatro veces, eso si, lo reponen bastante rápido pero gastando muchísimo tiempo y dinero en telefono. Lo de que las distribuidoras no se hagan cargo es el colmo!!, tb me pasó con el microondas y se quedan tan panchos cuando te dicen, ah no eso a la casa oficial!! coñi, y tengo que ir yoooo? Que morro tienen.
Al final no has dicho nada si ahora sigue haciendo ruido o por lo menos no, ji ji
Buen finde.

Nine dijo...

madre mía, qué paciencia, yo no sirvo, al final me acabo comprando otro!!!! y el santo, no me lo quiero ni imaginar, ese tiene todavía menos paciencia!!!! y oye ¿funciona? porque lo mejor sería que todavía hiciese ruido!!!!

Anónimo dijo...

nunca habia visto a nadie secar ropa con un deshumificadoR

jose_airam dijo...

Eso,eso...¿funciona?

María dijo...

Jajajaja

De momento, funciona y sin ruidos... el lunes, ya no sé. jajajaja

Ely dijo...

Esos aparatos los carga el diablo. La unica vez que tuve uno, pagué 32.000 pesetas de luz... tiralo y comprate un abanico

pinkocha dijo...

Pues sí, cielo, le vida es maravillosa, aunque tenga que estar haciendo el pino puente en un rincón de la terraza (con la rasca que hace hoy) para arañar unas miguitas de wi-fi; aunque mi deshumidificador también parezca un boeing despegando y me haya resignado a ello... Buff, me encanta el invierno, ¿a ti no? Bikos.

pinkocha dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...

Jajajajaja, sí los servicios técnicos pueden llegar a ser una fiesta... Nosotros arreglamos la misma televisión tropecientas veces y ahora funciona, pero tiene que "calentarse" para que puedas ver todas las cadenas, o sea, que hay que encenderla una media hora antes del programa que quieras ver para que le dé tiempo a despertarse y pillar las cadenas... de coña...

Anónimo dijo...

Ah, la de antes soy yo, Shire, jeje.

Mirash dijo...

Te felicito por ser tan persistente, yo no valgo para esas cosas. Si tengo la ropa húmeda, la seco con el secador (que para algo le dieron ese nombre). Y lo de la tele de Shire es de coña también... JAJAJAJA

Lara dijo...

Jjajajaja la verdad es que son la ostiaaa!!!no he tenido nunca de eso,xo vaya que tal como lo pones espero no tener humedades nunca!!!

BESOSS

Anónimo dijo...

Vaya, es increible lo que te inspiras en los demas( siempre) ahora vengo de Bacci! y es un calco de lo de ella.!o casualidad...



ISADORA

María dijo...

Isadora, si lees los comments del post de Bacci, verás que en ellos le digo que gracias a ella se me ha ocurrido este post.

Kate dijo...

Uffff, que barbaridad ... creo que habría dado menos quebraderos de cabeza el cambiarte a un piso menos húmedo jajaja

Saludos ;)

D.Perfecta dijo...

En fin...

Celia dijo...

Después de un par de "arreglos" como el tuyo he descubierto que lo mejor es poner reclamaciones.... En cuanto llenas la hoja de reclamaciones, te solucionan el problema en un instante y super-amables.....
Pero me da una rabia tener que ir amenazando y explicando mis derechos, bufff.....

Espero que después de todo, funcione bien!

Sol dijo...

No me choca lo del arreglo, cambio, dejadez, desidia..
A mi lo que me extraña es que vayaís los dos juntos a eso...Yo le digo a mi marido que me acompañe y ...vamos, se descojona.
No tengo ese poder de convocatoria para estos menesteres.O voy yo. O él.

María dijo...

Sol, en este caso la cuestión es que cuando comenzó la historia yo no tenía carnet de conducir, y el aparatito hay que llevarlo en coche, que pesa un quintal.

Pudiendo ir los dos, vamos los dos... si no se puede, pues no, claro.

Es como a la compra: si podemos vamos juntos.

Anónimo dijo...

o sea que hay que leer los comentarios de otro blog para saber la inspiración...

Anónimo dijo...

Compro mi primer coche, a los meses pierde líquido se me ponía calentito calentito.

Voy al taller oficial, estaba en garantía: 1 semana sin coche "arreglado"

Dos meses después calentito calentido, sigue en garantía: 1 semana se coche "arreglado"

Al tiempo calentito calentito, se acabó la garantía, como una imbécil pago reparación "arreglado".

A la cuarta vez llegué al taller oficial "CAGÜENTO-SINVERGÜENZAS-NOOSPIENSOPAGARUNDURO-OMELOARREGLAISOOSDENUNCIO-...." eso si con la recepción hasta las trancas...

Me cambiaron una goma que estaba rajada, NO LO PODÍAN HABER HECHO UN AÑO ANTES?????!!!!!

Marta

Ana dijo...

Alucinante.

Si te digo la verdad, yo no sabía lo que era un deshumificador...nunca he visto uno ni había oído hablar de él. Después de esto, no creo que lo compre.
¿No se iría la humedad con algún tipo de calefacción, o radiador, que además estuviéseis calentitos?
¿O si dejas abierta la ventana un poquito todo el día, que se airee? Yo del aparatejo no me fiaría mucho.

A mí se me estropeó la radio del coche hace dos meses, y entre el verano y los quehaceres de los mecánicos, he ido 4 veces y no hay manera, al final casi he tirado la toalla...voy con mi MP3 puesto en una sola oreja, eso sí!!

MEL dijo...

María, tu segundo nombre no será Job, verdad?

Un secador? un abanico? yo te recomiendo el paipai con negro incorporado, así podrás hacer lo que Ana Rosa Quintana con los artículos del blog, que parece que suscita mucho interés tu inspiración...

Ana, tú vives en un sitio muy cálido y poco húmedo, verdad? Bora Bora?

laratitapresumida dijo...

Jo, vaya historia. Por curiosidad, ¿no lo compraríais en un Media Markt? es que a mi hermano le pasó algo similar con un ordenador, y a poco tenemos que matar a alguien para que nos devolvieran el dinero.
Fíjate lo que son las cosas: yo en mi casa tengo que tener miles de humidificadores porque el ambiente es sequísimo. ¿No podemos hacer intercambio de humedad via mail o algo así? Tendríamos muchos menos problemas.
Besos y ánimo.

María dijo...

Pinkocha, puedes formar un club con mi amigo S., conocido como "el hombre sin cobertura", jajajaja

María dijo...

coño, Shire!!! Esa tele es rara, rara, rara!!!

María dijo...

mirash, yo más que persisitente soy cabezona: he dicho que sí, y es que sí!! jajajaja

María dijo...

Lara, de verdad que no te deseo las humedades, de verdad que no... pero te deseo menos tener que lidiar con el servicio técnico de cualquier aparato, deshumidificador o no

María dijo...

Kate, lo pensé, lo pensé... pero luego se me pasó por la cabeza lidiar con los de la mudanza y dije "mira, puestos a pegarme con alguien, con el del servicio técnico que está menos cachas", jajajaja

María dijo...

Celia, he probado en alguna ocasión, pero me salen unas arrugas horribles en la comisura de los labios cuando me pongo de mala hostia, y claro, no me compensa

María dijo...

Joder Marta, yo creo que en un caso como el tuyo directamente estrangulo al fulano con la goma de los cojones... y perdón por el lenguaje.

A mi amiga Pi le pasó algo parecido con el coche y consiguió que se lo "recompraran". Se compró otro de otra casa, y aire.

María dijo...

Ana, como deje la ventana abierta, viviendo como vivo pegada al mar, en invierno dormiría en una cama de agua!!! jajajaja

María dijo...

Mel, no, no ,que va, paciente soy más bien poco. Persistente sí, eso sí.

Lo del tema inspiración ya lo he explicado, como veis. Nuncha he ocultado que escribo lo que quiero, inspirándome en lo que me pasa, en lo que me cuentan, en lo que veo y en lo que leo. Bacci sabía de este post, pero igual tiene razón Isadora y debí exponer en el inicio que me inspiraba un post de Bacci. Si es así, entono el mea culpa.

María dijo...

laratitapresumida, no es de Media Markt, pero es de una cadena similar. Para estas cosas son todas igual de hijas de puta, desgraciadamente para los consumidores, que muchas veces no sabemos que hay leyes que nos amparan, y ellos se aprovechan de nuestra ignorancia

MEL dijo...

María, me encanta tu inspiración, por mí como si la sacas de criar fresones en los montes de la cordillera de Chile.

Me encantas, y punto.

Yo también voy a la compra con mi santo, alguien tiene que cargar con las bolsas, no? y esa no soy yo, nonono.

María dijo...

Mel, jajaja, yo he optado por un carrito refrigerado ideal en color naranja pálido que me regaló mi hermano. Para compras pequeñas, una cesta de mimbre con asas de cuero que me regaló mi suegra. Ideal.

A mi me gusta que las cosas "de la casa" y de la vida diaria las hagamos juntos -cuando se puede- porque me parece que ese tipo de cuestiones unen, y además me evito malentendidos del tipo "debiste comprar leche semi" o "¿y no había un radiador más barato?"

Anónimo dijo...

María, si a mi lo que me jod... es que la rajita tenían que haberla visto desde el principio, pero como estaba en garantía pues no se molestan. Podía haber entrao pegando tiros, pero bueno las pobres del mostrador tampoco tienen la culpa, así que supongo que les dirían a los mecánicos "arreglarlo que ésta está loca".

Yo a la hora de ir a la compra voy con mi marido, no por las bolsas ya que las compras las hacemos grandes y vamos con el coche, pero es que él conduce como nadie esos joidos carros que tiran pa´donde les da la gana... Ahora que lo pienso, yo he leído esto de los carros en algún otro lado... Otra Ana Rosa por aquí... qué se le va a hacer.

Marta

MEL dijo...

Un carrito refrigerado? espero que no se te estropee y lo tengas que llevar a arreglar...

Yo una vez le llevé cuchillas de afeitar de esas rosas de mujeres, para la línea del biquini. Ay cari, no son estas las que usas? que cabeza tengo... ahora me acompaña siempre.

Ana dijo...

Ja,ja,ja Mel!! Sí, sí, Bora Bora...ya me gustaría, ya. Si cambiamos los famosos por boquerones o espetos de sardinas, y las bancadas de peces de aguas cristalinas por bolsas de plástico del Carrefour... Vivo en Málaga (no me puedo quejar, pero si pienso en Bora, Bora, me corto las venas!!) Y mu cerquita de la playa, María!! pero hace solecito muchos días, por eso supongo que lo de la ventana a mí me funciona...aquí de lo que entendemos un montón es de aires acondicionados

Ana dijo...

Ah!! Yo tambien voy a la compra con mi chico, y, además, él es mucho más pamplinoso que yo...yo termino rápido, pero él se para a ver las marquitas, los ingredientes, etc. Solo decir que mientras él elige el vino, yo me he recorrido todo el supermercado y he cogido todas mis cositas, incluso lo espero en la parte de la prensa poniéndome al día!!

Vamos, como le diga algo del deshumificador mañana me lleva a Urende a por uno, fijo!

María dijo...

Mel, me he explicado mal!!! Es isotérmico, no tiene mecanismo alguno. Es... como las bolsas estas que conservan el frio, vamos.

Lo de las cuchillas es grandioso!!!! jajajaja

María dijo...

ana!!! Málaga!!! solecito, pescaíto... el año pasado pasé unos días en Marbella, en pleno diciembre, y comí en un chirignuit en la playa, a 26 grados!!! Y encima bien y barato!!!

María dijo...

Marta, lo del carrito me supera, de verdad. No sé cómo coño lo hago que siempre cojo el que está "tuerto" del todo.

Yo veo al resto muy campantes con sus carritos, más o menos enfilados, y el mio siempre se estampa contra la estantería de los arroces!!!

MEL dijo...

Ay María, que ya me veía yo el carrito con su motor y todo... hombre, un poco si que tendría que pesar, pero chica, yo es que soy más de bolsita transparente ecológicademierda del Eroski.

Lo de las cuchillas es verídico y te diré más, usó una, joder, que iba con aceite de niños y todo!! jajajajajajaja

Ana, Málaga?? pues chica, no veo tanta diferencia con Bora-Bora... quizás la falta del Cluny? pero teneis a Caye en su defecto, no?

Ana dijo...

Si, tendríamos a mi/nuestro (vale, no soy celosa) Caye si no estuviera más tiempo en cama hospitalaria (no de las que gusta) que en la calle, porque yo creo que atrae hasta a los toros...todos se le tiran encima. Tienen mas posibilidad de verlo las enfermeras de cualquier parte de España que yo.

Ahora, calorcito si que hace por aquí generlamente; ayer estuve en la playa y había gente incluso bañándose (valientes eran, seguro).

Impresionante lo de las cuchillas...jajajaja

Perla Negra dijo...

María, entre esto del deshumidificador y el episodio de la comida rápida, definitivamente creo que eres la reencarnación del santo Job!!!

Yo tb hago la compra con mi S. y estoy con María, estas cosas unen.

Mel, lo tuyo de las cuchillas es buenísimo!!

Audrey dijo...

Vaya tela, María! Lo de los Servicios Técnicos es la caña! Yo he decidido que es mejor acudir al tío/cuñado/amigo manitas o al ñapas más apañao del barrio: el servicio es infinitamente mejor!
PD yo lo que necesito es un humidificador, que con este asma y esta sequedad de ambiente me ahogo por las noches! ek mundo está mal hecho no crees?

BACCI dijo...

Os propongo un copeo pa ahogar nuestras penas......

TXIQUI dijo...

Madre mia.. madre mia, me recuerda a mi tostadora.. que tanto me fastidió que acabe comprando otra.. A quien se le ocurre llevara una tostadora al servicio oficial!! Solo a una tonta como yo..

Por cierto..sabias que el agua del deshumificador.. es lo mejor que hay para echar a las planchas y calderines de vapor ?? No se debe nunca usar agua de grifo para ellas (te lo digo yo que trabajo en un servicio tecnico de planchas.. jajajaj) y el agua del deshumificador.. es como agua destilada.. Incluso notaras que las prendas no estan tan acartonadas, porque el agüita esta.. no tiene cal.

PRUEBALO Y ME DIRAS..

Anónimo dijo...

Solo una pregunta,
¿Te solucionó los problemas de humedad?
Es que a nosotros nos pasa igual.

Un saludo

Anónimo dijo...

yo tengo un deshumificador en la bodega y me va de marevilla . es pequeño , el recipiente es de litro y medio , lo compree en el eroski, me costo 99 euros, hace dos años que lo tengo y no me da ningun problema

Anónimo dijo...

soy el de antes . en la bodega tengo bastante humedad , recojo el litro y medio de agua en dia y medio., pero creo que para una vivienda hay de sobra co el que tengo yo , y como ya he dicho me costo 99 euro y nohace falta gastarse mas. estos encantada con el

Anónimo dijo...

vaya historia...buenisima tu manera de explicarla!! que tal va la humedad ahora?? vivimos en una vivienda hecha en un garaje y tenemos muchos problemas de humedad.
laura

Sico dijo...

Oficina de Consumo, y denuncia. Es lo suyo. Pueden tenerte meses entretenido. Por cierto, durante el tiempo que lo tienen sin devolverte el aparato, se paraliza el tiempo de garantía, y se vueve a contar cuando te lodevuelven. El tiempo de garantía es "neto": solo cuenta mientras dispongas del aparato. Recomiendo leer la ley de garantías para no caer en errores que todos cometemos como novatos en electros. El vendedor está obligado a recogerlo y llevarlo al sevicio técnico... lo que no se exige es el tiempo de devolución (plazo razonable, dice la ley, jeje)

Anónimo dijo...

hola.me llamo ana y simplemente queria comentaros q yo me compré un deshumidificador hace ya 6años pq vivo en galicia y mi casa para más inri.está de lado de un rio asi q la humedad.en invierno es constante.
y es el metodo mas eficaz q he encontrado para solucionar mi problema.saca 6litrs de agua en dos dias(su deposito es de esta cantidad).creo q seria capaz de conseguir agua en un desierto y su consumo es minimo.a pesar d q hay gente q opina lo contrario.yo os prometo q no es así.
en febrero y despues de mucho tute se me 'ha muerto' :) y como el modelo q yo tenia era bastante caro(roca de 20l)me he tenido q buscar otra marca q sea asequible y he encontrado un daitsu add 20l q es igualito y a mitad d precio y voy a comprarmelo este mes pq sin este electrodomestico no vivo...
ah.y tienen funcion secar colada.lo pones debajo de tu tendal y en un dia la tienes seca y el cuarto calentito!!!
solo pongo mi opinion x si alguien la lee y le vale de algo.
saludos desde galicia.